doña cuaresma

Gran solución

Tenemos un alcalde que soluciona los problemas de la ciudad de manera admirable. Bueno, los soluciona sobre el papel, que luego llega la realidad y devuelve a cada uno a su sitio. En twiter, en facebock y demás medios virtuales es un fenómeno nuestro alcalde. En la realidad ya es más chungaleta.

La última gran solución de nuestro admirado alcalde, Kichi para el mundo carnavalero, ha sido para la famosa carpa del Carnaval. Para arreglar el problema de los ruidos y que los vecinos de Canalejas no terminen majaretas, ha decidido, nada más y nada menos, que los altavoces miren hacia la dársena del muelle. Y para rematar la faena, que los operarios que levantan la carpa junten más las lonetas. Ahí está el tío. Se acabaron los ruidos.

Yo creí, la verdad, que estos muchachos de Podemos iban a mejorar el Carnaval. Que no teniendo los complejos de mi Teo y de mi Vicentín iban a suprimir carpas y altavoces y que evitarían el lamentable botellón carnavalesco de todos los años. Nada de nada. Lo único que han conseguido es que no venga a Canalejas el de los chocolates de efectos evacuatorios fulminantes. Por lo demás, tenemos el mismo Carnaval mamarrachento de todos los años.

La única solución es la que vengo pregonando desde hace años. Una prudente retirada hacia lugares alejados de la hez carnavalesca. Encender la chimenea, darle fuerte al queso payoyo y meditar sobre las grandes soluciones que Kichi aplica a nuestro Cádiz.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios