Cuatro soluciones diferentes para un mismo problema

  • El Colegio de Arquitectos acoge las propuestas de los alumnos de los Cursos de Verano

Cuatro propuestas muy distintas han surgido de los talleres de los Cursos de Verano organizados por el Colegio de Arquitectos de Cádiz y la Escuela de Arquitectura de Sevilla, que se han estado celebrando esta semana en el Castillo de Santa Catalina de la capital gaditana.

Divididos en cuatro grupos de unas 15 personas, los alumnos de los talleres, dirigidos por un profesor, han estado trabajando sobre la influencia que tendrá en la ciudad de Cádiz la llegada del segundo puente. Y ayer presentaron sus proyectos.

"Cada taller ha afrontado el problema de una manera diferente. Hay que tener en cuenta que cada profesor es de un área geográfica y de una escuela distinta, y eso imprime carácter", comenta Fernando Visedo, uno de los directores técnicos de los cursos, junto con Manuel Narváez y Ramón Pico.

Según Visedo, el taller dirigido por el arquitecto Joan Roig -profesor de Proyectos de la ETSA de Barcelona-, afronta el problema desde una actitud "plenamente académica y más especulativa". Su propuesta crea una red de transversalidades en toda la zona de Puerta Tierra, mientras que el proyecto original se centra sólo en una transversalidad entre el Corte Inglés -donde acabará el puente- y la plaza Asdrúbal.

Por su parte, el arquitecto Javier Fresneda -profesor de Proyectos de la ETSA de Alcalá de Henares- entiende que esto es una oportunidad para crear en la zona de la cabecera del puente una especie de city o ciudad de negocios que actualmente no existe en la Bahía. Según Fernando Visedo, el PGOU -que está tratando este tema- "es mucho más tímido y no es capaz de vislumbrar las posibilidades que hay".

Entre las dos propuestas anteriores están las de los talleres dirigidos por Elisa Valero -profesora de Proyectos de la ETSA de Granada- y Gaia Redaelli -profesora de Proyectos de la Facoltá di Architettura Politécnico di Milano-, que "entienden la llegada de nuevo puente como una oportunidad para la recualificación espacial de ese área urbana, con la dotación de nuevos equipamientos y espacios públicos de alto valor, en una secuencia ininterrumpida desde la cabecera del puente hasta la plaza Asdrúbal, con una resolución de los problemas funcionales de movilidad transversal", comenta Visedo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios