Dos seguidoras a la intemperie

  • "Que no os vayan a quitar el sitio, ¿eh?", así animó ayer Alejandro Sanz a las dos jóvenes que duermen desde el martes junto a la plaza de toros, donde actuará el artista este sábado

"Que no os vayan a quitar el sitio, ¿eh?. Un besazo ahí dentro". Alejandro Sanz publicó ayer al mediodía esta frase en una red social junto a la foto de una tienda de campaña aguardando en la puerta de entrada principal de la plaza de toros Las Palomas de Algeciras. No era un espejismo ni una protesta pacífica contra nada que tenga que ver con la tauromaquia, era simplemente un gesto de complicidad que el hijo adoptivo de esta tierra quiso tener con las seguidoras que desde el martes guardan cola para ser las primeras en entrar al histórico concierto que dará este sábado, 1 de agosto, en la ciudad de su padre 19 años después.

Son 8.500 las entradas que ha vendido Alejandro Sanz para su concierto en Algeciras. Se agotaron hace casi un mes y aún hay quien se lamenta por no haberla comprado cuando pudo. Las protagonistas de esta historia sí se la compraron y, además, el primer día. Paula, de 27 años, y Rocío, de 30 años, tienen la entrada Premium o lo que es lo mismo, estarán pegadas al escenario y aunque resulte paradógico ese privilegio lo quieren llevar al extremo: siendo las que antes lleguen a la valla de seguridad.

Hace 19 años ya estuvieron en la plaza de toros de Algeciras en su último concierto, ellas son seguidoras, pero de las de verdad. Paula y Rocío no están solas, en total son cuatro aunque las noches las están haciendo por ahora ellas. Hacen turnos de dos y el viernes se reunirán hasta diez, ya que el resto no ha querido perderse el arranque de la gira Sirope de Alejandro Sanz en Córdoba esta noche.

"Queremos ser las primeras". Así de contundente defendía ayer Rocío su acampada previa al concierto. A las siete de la tarde fueron relevadas y a las once de la noche volvieron a hacer guardia. Fue totalmente emocionante que Alejandro Sanz se hiciera eco ayer de esta cola que han iniciado casi cinco días antes del concierto, aunque no esperan que tenga más efecto que ese. Si hay que apuntar que no es la primera vez que lo hacen.

Desde que tienen uso de razón se considera, al menos Rocío, seguidora del artista. Unos siete años tendría y recuerda con orgullo que estuvieron en la plaza de toros con él hace 19 años. Paula tiene en su lista particular casi 41 conciertos de Sanz a sus espaldas, Rocío algo menos, sobre diez, pero considerando que siempre han tenido que desplazarse para verle es todo un record.

La primera noche del martes al miércoles la pasaron bien y aprovecharon para agradecer a la empresa promotora del concierto Cokko & Rosso, así como a patrocinadores, operarios de montaje y seguridad. "Todos se están portando muy bien, estamos a la sombrita y bebiendo para hidratarnos", y es que no es para broma aguantar al sábado con las altas temperaturas que se están soportando.

Aún quedan muchas horas para que se enciendan las luces del tour Sirope en Algeciras, entre charlas cómplices, cartas, lectura y móviles pasan las horas muertas, aunque siempre con una sonrisa. La gente se sorprende al verles, e incluso hay quien pregunta si tienen entrada.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios