'Nuestras gentes' reúne "los mayores valores de Cádiz"

  • El Ayuntamiento edita un libro que recoge artículos del profesor José Antonio Hernández Guerrero sobre gaditanos, unos vivos y otros ya fallecidos

Para el escritor y catedrático de Teoría de la Literatura y Literatura Comparada de la Universidad de Cádiz, José Antonio Hernández Guerrero, lo más atractivo y el valor más importante que tiene Cádiz son "las personas normales, por su actitud ante la vida". "Reconociendo la privilegiada situación geográfica de la ciudad, las bondades de su clima y la belleza de sus calles y plazas, los verdaderos monumentos son las personas humanas que nos cruzamos cada día", opina.

Esta convicción le llevó a escribir durante años, en sus colaboraciones periódicas con este diario, perfiles de personas, unas populares y otras no, con el fin de "subrayar los valores humanos de la gente normal y sencilla". Esto lo sigue haciendo en el periódico en el que colabora actualmente, a veces en forma de obituario.

Ahora, Hernández Guerrero ha reunido alrededor de 200 de estos artículos, la mayoría de ellos publicados en Diario de Cádiz, en un libro titulado Nuestras Gentes y editado por la Fundación Municipal de Cultura del Ayuntamiento de Cádiz. El volumen comienza con un ofrecimientode la alcaldesa de la ciudad, Teófila Martínez, y un reconocimiento del concejal de Cultura, Antonio Castillo. El director de Diario de Cádiz, José Joaquín León, hace la introducción y el prólogo es de la directora de La Voz de Cádiz, Lalia González Santiago.

El objetivo del libro, según su autor, es "no sólo resaltar los mayores valores de Cádiz, sino que quede constancia de ellos y se difundan. Que se conserve la memoria de esta gente, que es el tesoro más grande que tenemos".

Los perfiles están presentados por orden alfabético de apellidos. Pero antes, el autor expone sus propósitos: "Ya he confesado en alguna ocasión que mi propósito no es componer apologías o panegíricos destinados a elaborar un santoral laico o un martirologio patriótico, sino, simplemente, sacar a la luz las virtudes sencillas que dotan de consistencia y proporcionan solidez a las vidas normales de los seres comunes, de las personas ordinarias, que conviven con nosotros y que escapan a la arbitrariedad de la existencia", afirma.

El hilo conductor de los artículos que reúne el libro es la vinculación de los personajes con Cádiz. Teniendo en cuenta que, para Hernández Guerrero, "gaditano es todo aquel que se siente a gusto aquí".

El autor quiere destacar que lo que publica no son biografías ni curriculum ni análisis del comportamiento de ciertas personas, sino perfiles. "Proyecto la imagen que veo, mi impresión de esa persona o lo que juzgo que es una cualidad y que la ejemplifico en alguien próximo. Es como lo que hace un fotógrafo, intento descubrir el ángulo agradable de un personaje", explica.

Y reconoce que el criterio de selección ha sido totalmente subjetivo: "Los rasgos más valiosos, desde mi perspectiva". Siempre resaltando la persona y no el personaje. Por eso, en el libro pueden encontrarse perfiles tanto de Macarty, como de Gonzalo Córdoba, el ex alcalde Carlos Díaz, Vicente del Moral, Mariana Cornejo, algún científico, deportistas, sacerdotes diocesanos u obispos, de los que el autor destaca, sobre todo, "sus cualidades escondidas".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios