'Las constituyentes', un documento de cine en femenino y plural

  • La película de Oliva Acosta sobre las mujeres que participaron en la redacción de la Constitución de 1978 centra una mesa redonda en la que se denuncian que aún hay carencias en materia de igualdad.

La película Las constituyentes, dirigida por la gaditana Oliva Acosta, es un documental que trata de dibujar con trazo firme el papel que jugaron las 27 mujeres diputadas y senadoras que participaron en la redacción de la Constitución de 1978. Avalada por su éxito en el pasado Festival de Sevilla, donde recibió una mención especial, la cinta aspira ahora a ser finalista en los premios Goya y, mientras tanto, prosigue su sendero promocional con actos como el que ayer se celebró en el salón de plenos del Ayuntamiento de Cádiz, dentro de los actos del mes constitucional, con una mesa redonda en la que se habló de la película, del papel que jugaron las mujeres en aquella legislatura constituyente y también del camino que aún queda por recorrer en materia de igualdad.

La alcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez, presidió un acto que contó con la presencia de la propia Oliva Acosta y de la historiadora Julia Sevilla, autora de un pionero y pormenorizado libro sobre las parlamentarias de aquella primera legislatura; Belén Landáburu, senadora por designación real en las Cortes Constituyentes; María Izquierdo, diputada durante tres legislaturas de la democracia, y Carmen Quintanilla, actual parlamentaria.

Una pantalla instalada en mitad del salón de plenos, acondicionado de manera especial para la ocasión, sirvió para la proyección de diez minutos de Las constituyentes, en concreto el tramo final de la película, que resume el espíritu de un documental femenino que da la voz a las mujeres y que lo hace de manera plural, con opiniones procedentes de prácticamente todos los rincones políticos del arco parlamentario de entonces y de ahora.

Junto a los testimonios directos de las parlamentarias constituyentes, la película reúne a aquellas mujeres con un grupo de políticas actuales. Ambas generaciones dialogan sobre el pasado, el presente y el futuro de la mujer, del papel jugado y del que verdaderamente debe jugar, y también del largo trecho que queda aún por recorrer en la sociedad actual para que la igualdad sea completamente efectiva y real.

Este punto centró algunas de las intervenciones de la mesa redonda que siguió a la proyección de la película. Teófila Martínez recordó que había coincidido con Oliva Acosta, entonces trabajadora en la ONU, y con Carmen Quintanilla en la Cumbre de Pekín de 1995, una reunión que supuso "un antes y un después" en la consideración del papel de la mujer por parte de los poderes públicos.

La mesa redonda permitió confirmar la incongruencia de una Constitución que prohíbe la discriminación por razón de sexo en su artículo 14 y que sólo 43 artículos más adelante, en el 57, veta la llegada al trono de la mujer dando preferencia al varón aunque no se trate del primogénito. Aun reconociendo que se trataba de una situación fruto de la época en la que se redactó la Carta Magna, Julia Sevilla recordó que las parlamentarias se ausentaron del hemiciclo para no votar aquel artículo que todas coincidieron en afirmar que será modificado en el momento oportuno.

Oliva Acosta, que se mostró orgullosa de trabajar y de crear desde Cádiz para el resto del mundo, agradeció la acogida que está teniendo la película, que la semana pasada se proyectó en El Puerto de Santa María en lo que fue su estreno provincial, y recordó que para sus trabajos busca "a las personas que tienen menos posibilidad de que sus historias se conozcan, y ahí están las mujeres".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios