El cazaminas 'Turia' trabaja ya en la protección del patrimonio

  • El buque de la Armada participa en la campaña de arqueología subacuática

La Armada ha desplegado en aguas del golfo de Cádiz el cazaminas Turia para desarrollar misiones de búsqueda e identificación de restos de naufragios en la desembocadura de los ríos Guadalquivir y Tarifa, en coordinación con el resto de medios desplegados en esa zona, en el marco del Plan Nacional de Protección del Patrimonio Arqueológico Subacuático.

Según informó en un comunicado la institución que dirige el almirante general Manuel Rebollo, desde ayer, el cazaminas Turia está operando con sus medios subacuáticos en misiones de localización e identificación de restos arqueológicos situados hasta una profundidad de 200 metros.

La Marina mantendrá el Turia destacado en esta campaña hasta el 7 de octubre, fecha en que será relevado por el cazaminas Sella, que realizará misiones idénticas, siempre en coordinación con los medios de las Administraciones locales, autonómicas y nacional.

La Marina ha explicado en su nota de prensa que en esta campaña también está activados sus buceadores, para participar "si fuese necesario", dado su alto nivel de especialización.

Con la información obtenida en este proyecto de identificación de restos de naufragios en fondos marinos españoles, el Gobierno elaborará una Carta Arqueológica Subacuáticos, que permitirá facilitar "la localización, identificación y evaluación de los yacimientos, valorando asimismo el riesgo al que están sometidos".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios