El arte "apropiacionista" se hace un hueco en la fortaleza gaditana

La Galería Viva la Pepa, que acaba de reabrir sus puertas en la ciudad durante los meses de verano, se ha posicionado en la feria de arte como todo un referente del arte pop. En esta ocasión, la galería se sume en el denominado arte "apropiacionista", dentro de un marco en el que "todas las fronteras se caen y todo se mezcla en las nuevas corrientes estéticas como son el manga", apunta José Manuel Garayoa, gerente de la sala gaditana. "De modo -añade- que es la idea de combinación la que predomina en el mundo del arte".

En este punto se encuentran los autores que desde el viernes invaden el Castillo de Santa Catalina, de la mano de Viva la Pepa. Es el caso de Judas Arrieta, cuyas creaciones se centran en la iconografía pop oriental, en consecuencia a la fascinación que siente por el manga. Eugenio Merino, por su parte, retrata a personajes grandes de la historia para satirizar sobre ellos, como hace con un Hitler convertido en Pinocho. De Federico Solmi, que ha expuesto en el Moma, sigue esta misma línea satírica del mundo contemporáneo a través de dibujos. No salen demasiado de esta vertiente Daniel and Geo Fuchs y sus juguetes, a cuyos mensajes bélicos logra darles la vuelta. Ésta es sólo una representación de esta generación de artistas apropiacionistas, en cuya lista también aparece Virginie Barré, Agustí Puig, Francisco Larios y la ruptura que presenta de la naturaleza idílica, la fotografía de Hannah Collins o Christo, que presenta los proyectos Over the River y The Mastaba of Abu Dhabi

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios