Valeria Guglietti abre el Festival del Títere

  • La compañía argentina actúa en la Central Lechera, mientras Pizzicato lo hará en Santa Catalina y en la plaza San Francisco

La apertura del XXVII Festival del Títere Ciudad de Cádiz tendrá hoy un marcado acento argentino. Las dos compañías incluidas en la programación son del país sudamericano. La de Valeria Guglietti, hispano-argentina, protagonizará el espectáculo inaugural en la sala Central Lechera, a partir de las siete de la tarde, con la obra Manos Libres, mientras que sus compatriotas de Pizzicato actuarán por la mañana para los escolares en el Castillo de Santa Catalina, con el espectáculo Historia de formas, y por la tarde para el público en general en la plaza de San Francisco, a las 21 horas, con la obra El humor es salud.

Las actuaciones en las calles serán precisamente las grandes protagonistas de este festival. Ya en su presentación, desde el Ayuntamiento gaditano sus responsables explicaron que el certamen se trasladó a junio, desde el mes de diciembre, para aprovechar la bonanza meteorológica y sacar literalmente los títeres a la calle.

La inauguración oficial del festival será en La Lechera, donde el grupo de Valeria Guglietti representará un montaje, Manos libres, donde a través del milenario arte de las sombras chinas, hechas con las manos, brazos y pequeños artilugios, el espectador puede ver cómo se hacen y deshacen sugerentes imágenes e historias del mundo del circo. Concebido, dirigido y representado por Valeria Guglietti, Manos libres es un espectáculo para todos los públicos, especialmente para los niños desde cuatro años.

La otra compañía argentina que interviene hoy en el festival es Pizzicatto, que reservará la mañana, como sucederá hasta el viernes, para las visitas concertadas con escolares. Así, pasarán por Santa Catalina los colegios Nuestra Señora del Carmen, Reyes Católicos, San Vicente de Paúl, Carola Ribed, Adolfo de Castro y la guardería infantil El Patio. Los escolares de estos centros podrán ver la obra Historia de formas.

La compañía repetirá por la tarde en la plaza de San Francisco, con el montaje El humor es salud, una sátira titiritesca en guante y otras técnicas que se divide en dos cuadros: las aventuras del prestigioso caballero escocés Don Mister Sir Lord Cheselin y la pícara historia de engaños y desengaños El burlador burlado.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios