Pepe Viyuela. Actor

"Subir el IVA es terrorismo cultural contra un sector que vive de la taquilla"

  • El cómico, conocido por hacer de Chema en la serie 'Aída', trae mañana al Teatro de las Cortes de San Fernando la obra 'El baile', de Edgar Neville, un autor olvidado por sus ideas políticas

-¿Qué se van a encontrar los espectadores del Teatro Las Cortes con 'El baile'?

-Una comedia que es una joyita oculta. Que llevaba mucho tiempo sin representarse, aunque fue uno de los mayores éxitos teatrales de los años 50 en España y una de las obras españolas más representadas en el extranjero. Es una obra que bebe de la alta comedia inglesa. Con un guión, a mi juicio, redondo, que se basa en un trío amoroso y trata temas como el paso del tiempo o las decisiones que uno toma y que le condicionan toda la vida. Pero, por encima de todo, en 'El baile' late el enorme sentido del humor de Neville.

-Parece una manera de recuperar a un autor olvidado. Por cuestiones políticas, sobre todo.

-Yo diría que Edgar Neville es incluso un autor perseguido. El hecho de que fuera de derechas le ha cerrado muchas puertas a su obra, su legado. Los prejuicios de esta sociedad han hecho posible el olvido cuando su calidad artística está demostrada. Neville no tiene, políticamente, nada que ver conmigo. Pero yo no me fijo en eso, me fijo en el autor. Esto me hace ver con pena que no hemos superado viejos fantasmas. Es hora de abrir la mente.

-¿El texto se ha actualizado?

-La revisión y adaptación la ha hecho Bernardo Sánchez, que ya la hizo con 'El verdugo' y 'El pisito' para el teatro. Es un guionista muy ducho en adaptar escritores de la generación de Neville. Le ha quitado a la obra un cierto olor a naftalina y la ha adaptado de forma maravillosa al siglo XXI.

-Tanta naftalina no tendría una obra de los años 50 que trata sobre un trío amoroso, ¿no?

-Es cierto. Porque la obra es un canto a la libertad. Los dos amigos y la esposa de uno de ellos viven juntos, como quieren. Entienden que vivir así es la mejor manera de vivir. Si los tríos están mal vistos ahora, imagínese en los años 50. Y entonces Neville lo planteó con gran éxito. Yo hago de Julián, que confiesa a su amigo Pedro, papel que hace Carles Moreu, que está enamorado de su esposa Adela, interpretada por Susana Hernández.

-Es usted en esta obra también productor. Eso es echarle bemoles a la realidad en este contexto de crisis.

-Hay que echarle huevos a la vida y a las cosas que te gustan, que te importan. Soy actor, no sé hacer otra cosa. ¿Qué hago?, ¿monto una fábrica de peines? Cuanto peor está la cosa, más hay que atreverse y echarle imaginación. Muchos me llaman loco, pero es ahora cuando hace falta emprender arriesgarse y dar trabajo a actores, teatros, hoteles de las ciudades donde se representan las obras..

-¿Qué opina de la subida el IVA cultural?

-Eso es terrorismo cultural. Ponen una bomba a un sector que vive de la taquilla. Si quitas un cuarto del precio de la entrada, empiezas a dinamitarlo todo. El primer enemigo de esta profesión es actualmente el Ministerio de Hacienda. Esto provoca la desaparición de compañías, los teatros se vacían, despiden a empleados... hay mucha gente además de los actores viviendo del teatro. Los daños colaterales son muchos. Y se equivocan. Porque subir el IVA hace que haya menos taquilla. Por lo tanto, Hacienda recauda menos.

-Su evolución como actor ha recorrido sus inicios en programas de variedades en Tele5 hasta su participación en la serie 'Aída', coronándose su trayectoria con un premio Ondas. ¿Tanto le ha influido hacer de Chema, el tendero, en la popular serie?

-La serie ha sido muy importante en mi vida. Diez años en los que he aprendido mucho con tantas horas de plató.

-La serie se despide de la pantalla en un mes. ¿Teme la despedida?

-Nos queda un capítulo por grabar y creo que el último se emitirá el 8 de junio. Ya tocaba echar el cerrojo, estas cosas no pueden durar siempre. Será una pena, sí, pero no nos podemos quejar.

-¿Le veremos pronto en otra serie de televisión?

-De momento no hay proyecto alguno. Todos mis planes giran ahora alrededor del teatro.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios