Sacristán 'permanece' en el Teatro isleño

  • San Fernando reconoce la trayectoria del actor madrileño, con la colocación de su nombre en una butaca de su Teatro de Las Cortes, junto a López Vázquez, Galiardo y Concha Velasco

José Sacristán ya se habrá bajado de las tablas del Teatro de Las Cortes de San Fernando cuando este periódico vea la luz. Habrán pasado horas desde que el público isleño disfrutara de las aventuras de un Don Quijote adaptado al género. El reconocido actor se habrá marchado, como ya lo hiciera en 2004 tras actuar en Almacenados; y quizás pasen otros tantos años en subir al escenario del histórico coliseo. Sin embargo, en esencia permanecerá en el Teatro de Las Cortes, junto a otros ilustres de la escena española como Juan Luis Galiardo, Concha Velasco y José Luis López Vázquez. Su nombre ha quedado grabado. En el patio de butacas. En tercera fila. Con Velasco y Galiardo al otro lado del pasillo central. Con López Vázquez acompañándolo. La Isla quiso dar ayer a Sacristán este reconocimiento.

"En cualquier otro lugar sería un honor este reconocimiento, aquí, además, supone un compromiso". Las palabras de José Sacristán, Pepe Sacristán, mostraban la importancia del lugar: un inmueble cargado de historia, de hechos importantes para España, de los que se ha celebrado su Bicentenario. Curiosamente, en su visita anterior el intérprete madrileño participó en la inauguración de una exposición conmemorativa del Bicentenario. Compromiso, explicó, con el ciudadano para que su trabajo tenga una utilidad, "sirva de algo a la gente". "El Sacristán cómico, el Sacristán ciudadano, siente satisfacción por disfrutar con su trabajo, por ayudar a que todos seamos un poquito más felices". Tendrá esa responsabilidad cada vez que se ponga ante la cámara, o este sobre el escenario, declaró.

El homenajeado reconoce que el oficio que desempeña da sentido a su vida, desde que comenzara a actuar, pero ya antes, cuando vio la primera película en su Chinchón natal. "Me gusta porque me permite hacer reír y llorar, entretener e inquietar al público", confesó. Lo ha hecho a lo largo de su larga trayectoria, en cine, en teatro, en televisión, recordó el delegado isleño de Cultura, Francisco Romero, que se reconocía cinéfilo y que reconocía a José Sacristán como uno de los grandes del cine español. Seis, según él: Fernando Fernan Gómez, Paco Rabal, Fernando Rey, José Luis López Vázquez, Alfredo Landa y el propio Sacristán, al que definió en la actualidad como "la voz de la interpretación española".

Era justo por eso este modesto homenaje, pero también por el bagaje profesional del actor. San Fernando todavía se acuerda de su Cateto a babor, una de las 82 películas (de las que ha dirigido tres) en las que ha participado. A ese curriculum le faltan seis series de televisión y 18 obras de teatro. "Puede presumir de haber trabajado a las órdenes de grandes realizadores como Luis García Berlanga, Mario Camus, Pedro Olea, Pilar Miró o Adolfo Aristaráin".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios