Roban dos óleos de Picasso de una exposición suiza

Dos pinturas de Pablo Picasso -ambas pertenecientes a la colección del Museo Sprengel de Hannover y cedidas en préstamo- han sido robadas de una exposición suiza. Los cuadros tienen un valor que supera los tres millones de euros (unos 4,4 millones de dólares), informó ayer la ciudad alemana de Hannover.

Según indicó a los medios la Policía del cantón suizo de Zurich, los ladrones -aún sin identificar- llegaron al centro cultural Seedamm en el distrito de Pfaffikon. Cuando a las 19:00 (hora local) salieron del edificio, encendieron la alarma.

Poco después, se notó la falta de las pinturas Tete de cheval (1962, Cabeza de Caballo) y Verre et pichet (1944, Vaso y Jarra) que formaban parte de la actual exposición dedicada a Pablo Picasso.

A continuación, empleados de una empresa de seguridad alarmaron a la Policía. En una primera instancia, la investigación no arrojó resultados suficientemente claros.

Según afirmaron las portavoces de la Policía suiza, el Museo Sprengel ofrecerá una recompensa para todo aquel que aporte indicios sobre el paradero de las obras pintadas al óleo. Sin sus respectivos marcos, sendas pinturas miden 73 x 60 centímetros y 27,2 por 35,2 centímetros.

El director de la pinacoteca, Ulrich Krempel, afirmó que se encuentran "completamente consternados. Es la primera vez en la historia de nuestra casa que sucede algo así". Añadió que esas obras siempre tuvieron un lugar especial en la colección Picasso del museo.

Por su parte, el centro cultural Seedamm en Pfaffikon fue fundado por el empresario y mecenas Charles Vogele. Desde el pasado dos de diciembre y en el marco de la Exposición de Invierno se exhiben allí obras clave de la exposición Picasso del museo Sprengel de Hannover.

Según la institución suiza, se trata de veinte obras originales y ciento setenta aguafuertes, grabados en linóleo y litografías de los diversos períodos de su producción.

No es la primera vez que obras de pintor malagueño son sustraídas en Suiza. En la galería Bollag en Zurich hubo reiterados asaltos desde la década de los ochenta. El caso más espectacular fue en el año 1994, cuando cuatro sujetos -que luego serían condenados a penas carcelarias de varios años- robaron cuatro valiosos cuadros firmados por el artista.

En ese entonces se cifró su valor en 44 millones de dólares. En el año 2000 reapareció la mayoría de las obras.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios