encuentro de músicos El Rock Andaluz llega a El Puerto

Renace una música con raíces

  • Componentes de las principales bandas gaditanas de Rock Andaluz se dan cita en El Puerto para analizar un movimiento nacido con Triana que mantiene su vigencia

Comentarios 1

Casi treinta años después de la prematura muerte en un accidente de tráfico del cantante Jesús de la Rosa, vocalista del grupo sevillano Triana, cuyo primer disco, El Patio, publicado en 1975 se considera el acta de nacimiento del Rock Andaluz, este movimiento musical sigue vivo, y no sólo en el recuerdo de quienes lo conocieron en su época dorada y su declive. Hay que reconocer que hubo algo de inevitable nostalgia en el encuentro celebrado anteanoche en el Bar Vicente, en El Puerto de Santa María, una de las ciudades de la Bahía donde surgieron algunos destacados grupos de Rock Andaluz, cuyos discos con el paso del tiempo llegaron a tener más repercusión en Francia o Estados Unidos que en su propia tierra, fichando además con las grandes discográficas del momento. Pero la de antenoche no fue una nostalgia melancólica y paralizante, sino constructiva, vitalista, una puesta en común útil para analizar el pasado y el presente de esta "fórmula mágica", surgida de una sabia combinación entre los sonidos de la tierra (básicamente el flamenco), y los que llegaban en la década de los 70 a través de las bases militares norteamericanas de Rota y Morón, fundamentalmente el blues, el jazz y el rock progresivo.

El encuentro en el Bar Vicente, un lugar con solera, no hubiera sido posible sin el trabajo de la asociación Arabiand Rock, organizadora del acto junto a la Asociación de Amigos de los Patios. La convocatoria fue un éxito, el local registró un llenó completo de público y fue necesario instalar dos grandes pantallas de vídeo, como en la final de un mundial, para poder ver a los contertulios de la mesa de debate. El acto estuvo bien organizada y estructurado en tres partes, con una calidad de imagen y sonido que para sí quisieran muchas conferencias y conciertos de gran presupuesto. Además, y lo que es más importante, el público disfrutó de la velada, en la que hubo música en directo, divertidas anécdotas y un encuentro con algunos de los artistas que formaron parte de aquel movimiento musical.

Origen, apogeo y desarrollo del Rock Andaluz fue el título de la mesa de debate, que abrió el periodista Rafael Tardío, intentando definir qué es el Rock Andaluz, y descartando que sea un movimiento circunscrito a las fronteras de Andalucía. Rafael Tardío presentó el trabajo de recuperación que está realizando la asociación Arabiand Rock, con estudios muy serios sobre este movimiento musical.

Posteriormente intervino el productor musical Javier García-Pelayo, que fue manager de grupos como Alameda o Smash, y señaló que la corriente musical recibió al principio el nombre de 'rock con raíces', evolucionando después hacia la denominación que adoptó de forma definitiva. El público disfrutó con las anécdotas de García-Pelayo, que hizo una acertada reflexión sobre el futuro del Rock Andaluz, al manifestar que una vez perdido el componente generacional (sus artífices rondan ya la cincuentena) hay que introducir raíces culturales. De cualquier forma, también los jóvenes se identifican con esta música, lo que explica que un grupo como Medina Azahara llene estadios de fútbol. En la parte teórica del acto intervino también el presidente de la asociación Arabiand Rock, Juan Antonio Vergara, que explicó que el Rock Andaluz "nació de la inquietud y el sentimiento interno de unos músicos que intentaron en aquellos años hacer algo distinto", especialmente en Sevilla. El declive del Rock Andaluz llegó con el auge de la movida madrileña y el cambio generacional, cuando las discográficas cambiaron sus prioridades, llegándose a producir todavía algunos espectáculos de fusión con la danza.

En la segunda parte de la velada, cantantes y músicos, gaditanos en su mayor parte, recordaron anécdotas y vivencias de aquellos años, entre ellos el cantautor Javier Ruibal, el guitarrista Pedro Gago, del grupo Tiburón; José Antonio Mariscal, guitarrista de Cai, el bajista de Mantra, José Antonio Ramírez; y Antonio Rodríguez, componente de Smash, otra de las bandas míticas del movimiento. Muchos de ellos firmaron en 2010 un manifiesto en defensa de esta corriente musical y durante su intervención lanzaron un guante de forma indirecta al alcalde Enrique Moresco para organizar un gran concierto en la Plaza de Toros de El Puerto. La velada se cerró con una entrega de regalos a los músicos participantes y con la actuación en directo de Pepe Roca, la voz del grupo Alameda, que interpretó con una guitarra española algunos de los temas de mayor éxito del Rock Andaluz.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios