La Junta paraliza las obras del Hospital de San Juan de Dios

  • Los arqueólogos de la Delegación no podrán evaluar hasta hoy la importancia de los restos

Comentarios 2

Tras la denuncia que hizo el martes a través de los medios el gerente de Monumentos Alavista, Germán Garbarino, acerca de posibles "destrozos" que las obras del Hospital de San Juan de Dios han provocado en "la estructura del Teatro Romano", la Delegación Provincial de Cultura de la Junta se ha personado en el edificio y ha mandado a paralizar las obras.

La responsable de la Delegación, Dolores Caballero, manifestó ayer en rueda de prensa que tras la negativa que la empresa que ejecuta las obras, Gadiconsa, manifestó a los arqueólogos de la Delegación, a los que impidieron el paso para examinar la zona, "hemos decidido paralizar la obra". Ésta ha sido la principal causa de la decisión tomada por la Junta a modo preventivo, así como "el posible atentado contra el patrimonio, ya que parece ser que ha habido movimiento del terreno, para lo que es necesario presentar un proyecto de control arqueólogico antes de obtener la licencia de obra", señalaron fuentes de la Delegación.

Tras las declaraciones de la delegada en las que se mostró sorprendida ante la ausencia de un arqueólogo que controlara una actuación de estas características, el Ayuntamiento señaló a través de un comunicado "la falta de conocimiento de algunos responsables de la Junta".

Concretamente, el Consistorio asevera que "no era exigible el estudio arqueológico porque el proyecto básico presentado para obtener la licencia no especificaba que se fuera a intervenir en las cimentaciones del edificio, sino que se trataba de una adecuación del edificio al uso que se pretendía".

El Ayuntamiento añade en esta nota que ante la solicitud de la Delegación de Cultura de paralizar las obras, "Urbanismo así lo ha hecho, tras enviar una inspección que sí ha logrado entrar en la obra y comprobar que se han realizado trabajos que no se contemplaban en el proyecto básico". Una actuación que, según el Consistorio, corresponde "a una obra ilegal", ante lo que se "ha abierto un expediente que, presumiblemente, llevará pareja una sanción".

La nota concluye pidiendo a la Delegación "que sea rigurosa y no vuelva a utilizar de forma partidista al Ayuntamiento".

Será hoy cuando los arqueólogos de la Delegación Provincial de Cultura evalúen la importancia de los presuntos restos romanos aparecidos en las obras del hospital. Asimismo, fuentes de esta delegación señalan que podrían corresponder a restos del Teatro Romano reutilizados en el siglo XV, aunque "en principio no existe constancia de que parte de su estructura se encuentre en este solar".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios