Luis gonzalo González. pintor y profesor

"Jerez tendría que ser más creativa y abrirse a la Bahía"

  • El autor ingresará este martes como académico de número en la Academia San Dionisio

  • Uno de sus próximos retos es abrir en la ciudad el primer museo cerámico de la provincia

Luis Gonzalo posa en pleno barrio de La Plata días atrás antes de la entrevista. Luis Gonzalo posa en pleno barrio de La Plata días atrás antes de la entrevista.

Luis Gonzalo posa en pleno barrio de La Plata días atrás antes de la entrevista. / manuel aranda

Desde el bar 'Parque La Plata' se disfruta de una panorámica del barrio viejo. En sus calles creció Luis Gonzalo González. Repasa con el dedo lo que era cada cosa, lo que había en su parque entonces (chabolas), llamado hoy Juan de la Plata; la casa de las viudas, que en su día fue 'un avance', el colegio... Siempre pegadito a la zona, estudió en Los Marianistas, hasta que se marchó a la universidad. Aquí ha entregado un pellizco de su legado.

Este martes, 9 de enero, a las 19,30 horas, el doctor en Bellas Artes por la Facultad de Bellas Artes de Sevilla y doctor en Ciencias de la Salud por la Facultad de Medicina de Cádiz ingresará como académico de número en la Academia San Dionisio con el discurso 'Jerez desde la mirada de sus retratos: barrios de cantes y raíces'. Le acompañará a la guitarra Isaac Moreno y le contestará el también académico de número Bernardo Palomo Pachón. "Para mí es un honor, después de que Cádiz me nombrara en 2015 Hijo Adoptivo de la Ciudad. Que la propia Academia se haya acordado de mi faceta artística e investigadora, pues es un galardón muy importante, así como el mencionado antes, y más en este último tercio de la vida de uno profesional", dice. El barrio de Santiago, donde nació; el de San Miguel, donde se bautizó; y el de La Plata, donde pasó muchos años de su vida, protagonizarán su conferencia. "Mi padre estuvo destinado en La Plata. Me impactaron esos dos mundos de los años 50 y 60: el del barrio viejo, donde estamos ahora sentados, y el del colegio Los Marianistas". Aquí hizo Luis grandes amigos como Juan de la Plata y Manuel Ríos Ruiz del que dijo que "los viejos del lugar recordarán que fue el cartero oficial de La Plata. En ellos se basa en parte mi conferencia, que hace un repaso a la idiosincracia de una ciudad y de un barrio en parte ya desconocido". Hablará también de la asociación de vecinos de La Plata y de la hermandad de La Candelaria, ya que su familia es una de las sagas fundadoras de dicha hermandad, que también posee un gran patrimonio artístico de Gonzalo como varios paños de verónica, así como la mencionada asociación vecinal.

Sus padres fallecieron y se instaló en Cádiz por trabajo en 1972. "Pero yo Jerez lo piso casi a diario, donde me reúno con muchos amigos. Siempre he visto a Jerez desde una visión muy íntima, a la que he tratado de darle todo el prestigio que he podido desde mi profesión y he paseado su nombre por todo el mundo". A Jerez le ha hecho el cartel de la Semana Santa de 2003, también para Cádiz ese mismo año. Y en 2002 hizo el del Carnaval gaditano. "Cádiz y Jerez están muy cerca y se complementan, así como con la Sierra y la campiña. Esa rivalidad es buena siempre que sea creativa y constructiva, si no es así, es algo absurdo. Mi gran amigo Palomo, que me ha presentado en otras ocasiones como con mi libro 'Arquitectura entre muros y papel', bromea sobre mí y dice que tengo algo muy peculiar: en Jerez soy gaditano y en Cádiz, jerezano. Y ahí va (ríe)". ¿Qué le hace falta a Jerez? "Necesitaría abrirse mucho más a la Bahía, ser más creativa". Gonzalo acaba de realizar un trabajo de payos y gitanos de La Plata sobre cerámica y sobre la última patente salida del Departamento de Ingeniería Mecánica y Diseño Industrial de la Universidad de Cádiz. 100 retratos que se expondrán en Cádiz y en Jerez, y que quedarán en propiedad de esta última "en el primer museo cerámico que tendrá Jerez y la provincia, que contenga cerámica y dibujos de diseño gráfico", cuenta, aunque asegura que al respecto las entidades públicas sólo han respondido con su silencio. "Espero que después de mi ingreso en la Academia se despierte el interés en la Administración y podamos ubicar esa obra en algún espacio de la ciudad. Y tanto es así, que en el acto del martes haré entrega a la Academia y a la ciudad de tres retratos de la galería de académicos que estoy elaborando; y un cuadro hecho exclusivamente con vinos del Marco de Jerez, que es mi segunda patente".

Desde dicho Departamento de la UCA el profesor González ha sido impulsor de varias patentes industriales reconocidas internacionalmente. La primera de ellas sobre "la reintegración de tejidos naturales y pigmentos en cerámica y otros materiales de construcción" y una segunda sobre "la integración del vino del Marco de Jerez con materiales naturales y sintéticos para el revestimiento de paramentos -muros y soportes- y otros diseños industriales" en la que se aplica el Vino de Jerez, base fundamental de sus industrias, al mundo del diseño gráfico. Luis Gonzalo, después de una fecunda labor académica y artística, es en la actualidad profesor doctor colaborador honorario en el Departamento de Ingeniería Mecánica y Diseño Industrial de la Universidad de Cádiz.

¿Qué le aportará usted a la ciudad como académico? "Mi intención es que mi obra intelectual, plástica y universitaria sea repartida entre toda esta provincia". Hay que destacar que se está ultimando la fundación que lleva el nombre de Luis Gonzalo, "que espero sea pronto una realidad, cuyo objetivos es fomentar la cultura y la industria. Ahí estamos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios