Javier Barón recuerda a sus maestros de Alcalá y Morón en el Festival de Jerez

  • 'Vaivenes' es el título del montaje que esta noche da comienzo a las 21.00 horas

Franconetti, Bernardo de los Lobitos y Diego del Gastor son solo tres de los grandes maestros a los que Javier Barón, Premio Nacional de Danza en 2008, rescata como manera de trazar un ejercicio de introspección. Después de presentar Dos voces para un baile, Barón emprende una especie de viaje de infancia, en el que, a propósito del recuerdo a los más geniales intérpretes de Morón y Alcalá, el bailaor revisita las idas y vueltas de una vida personal y artística bañada por el río Guadaíra.

Es la síntesis de partida de Vaivenes, la octava producción con compañía propia que Barón trae esta noche al Teatro Villamarta como una de las grandes propuestas de la programación oficial del XV Festival de Jerez. No en vano, el bailaor y coreógrafo cuenta para este montaje con un 'atrás' de auténtico lujo, encabezado por artistas de la talla de Carmelilla Montoya, el toque de Javier Patino, el tres cubano de Raúl Rodríguez y el cante de David Palomar y José Valencia.

La obra se presenta como un viaje donde la selección de la música, el baile, las letras de los cantes y los versos dan cuenta de cómo se vivía el flamenco en otro tiempo, no muy lejano, donde los cortos viajes eran tan largos que daban cabida a mil y una historias. Las sevillanas localidades de Alcalá y Morón se transforman en dos formas de sentir y expresar. De ahí la idea de reunir todas estas emociones en una propuesta en el que el flamenco fluye a través de ambos enclaves geográficos.

Una pequeña anécdota inicial, el encuentro con Diego del Gastor tras un viaje de Alcalá a Morón para actuar, es el hilo del que Barón tira para repasar sus memorias de infancia y juventud, y homenajear a los genios de su tierra natal.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios