CINE

Brendan Fraser, héroe infantil

  • El actor reciclado en el cine familiar protagoniza la adaptación al cine de 'Corazón de tinta', primera de las novelas que conforman la trilogía escrita por la autora Cornelia Funke que ha sido un éxito editorial

Ya se nota que llegan las vacaciones escolares en este caluroso inicio de verano y las carteleras ya están en formación preparando los habituales films familiares para los más pequeños de la casa. El fuego lo abre hoy Corazón de tinta, adaptación de la conocida novela de Cornelia Funke. Una de estas autoras que sabe dar con la tecla y saca una serie de libros que conectan con el público y venden mucho, además de crear un universo que es compartido por cientos de lectores. La "saga de la tinta" no ha alcanzado los clamores editoriales de un Crepúsculo o de un Harry Potter, indudable referente para la literatura no tan infantil en este principio de milenio, pero no ha estado mal. Funke sacó el primer libro, Corazón de tinta, en 2003. Entró directamente en el número 9 de la lista de más vendidos del New York Timesy se tradujo a veinte idiomas. Las secuelas no se hicieron esperar y siguieron el mismo brillante camino. Sangre de tinta y Muerte de tinta se auparon en las listas de best sellers y crearon un pequeño mundo de seguidores fieles.

Dos de ellos son las hijas de la productora Diana Pokorny, que viendo como su progenie se sabía Corazón de tinta de memoria descubrió el filón que significaría su adaptación cinematográfica. De acuerdo con Cornelia Funke, que ha supervisado la operación de cerca. Tanto, que es una de las productoras, junto con Pokorny y el director elegido para llevar el libro a la pantalla, Ian Softley. Este cineasta se hizo famoso con su adaptación de Las alas de la paloma, y su habilidad trasladando este texto literario al cine cautivó a la escritora. Además, pensaba que sería apto para algo que resultaría ser fundamental, como era mantener intacta la parte oscura de la historia. También, el que fuera una trama ambientada en el mundo de los libros hacía necesario un director con sensibilidad literaria.

Se formó un contundente reparto encabezado por Brendan Fraser, de curiosísima trayectoria. Tras parecer que su camino iba a ir por la comedia descerebrada de los primeros tiempos de su carrera se convirtió en un icono de la acción y la aventura en la saga de La momia. Por desgracia, su estimulante parada en Dioses y monstruos, donde demostró tener más registros de los que parecía, no fructificó. En los últimos tiempos Fraser parece haber dado otro giro a su carrera y se está especializando en cine infantil, como demostró su reciente versión de Viaje al centro de La Tierra. Pero está acompañado de Paul Bettany, Jim Broabdent, la gran Helen Mirren en uno de estos personajes episódicos en los que se está centrando últimamente y Andy Serkis, más conocido como Gollum.

La historia nos presenta a Frasier como un hombre con una hija que tiene un extraño don: cuando lee un libro en voz alta los personajes cobran vida. Pero a cambio los humanos pueden acabar atrapados entre sus páginas. Tienen que arreglar tanto desastre, pero lo peor es cuando Capricorn, el villano de uno de los libros que leen, sale fuera y empieza a montar un siniestro plan: empezar a sacar de las páginas seres oscuros y formar un ejército con el que tomar el mundo.

Lo curioso es que esta película es una producción de New Line Cinema, realizada antes de cerrar puertas tras el fracaso de La brújula dorada. Está claro que su línea frustrada era adaptar clásicos juveniles.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios