Uribe dice que trabajará para que no reaparezcan criminales

  • El Gobierno duda de que "Tirofijo" muriese de un infarto y señala que por esa época se bombardearon algunos lugares en los que presumiblemente se encontraba su campamento

El presidente colombiano, Álvaro Uribe, consideró que, tras la confirmada muerte de "Manuel Marulanda" o "Tirofijo", máximo líder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), lo que le queda al Gobierno es "trabajar mucho para que no reaparezcan criminales".

Sin mencionar al fallecido Pedro Antonio Marín, verdadero nombre de "Tirofijo", Uribe precisó, en una breve declaración, que "lo que ahora tiene que pensar el Gobierno es trabajar mucho por el pueblo colombiano para que en Colombia, no reaparezcan criminales so pretexto de que defienden al pueblo".

Uribe así lo señaló a periodistas durante una visita a localidad de Quetame, este de Bogotá, afectada el sábado por un sismo.

"Tirofijo" murió el pasado 26 de marzo de un infarto cardíaco, según las FARC, aunque el Gobierno tiene sus dudas y señaló que por esa época se bombardearon algunos lugares en los que se presume  que se encontraba el campamento del líder histórico y fundador de la principal guerrilla colombiana.

El ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, en una entrevista a la revista Semana, desveló la noticia de la muerte del guerrillero y este domingo Rodrigo Londoño Echeverri, alias "Timochenko", confirmó el fallecimiento en un vídeo enviado al canal venezolano de televisión TeleSur.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios