El Gobierno iraquí y la milicia de Muqtada al Sadr firman una tregua

  • El acuerdo paraliza los enfrentamientos que la milicia del clérigo chií Muqtada al Sadr mantenía con el Ejército iraquí en Ciudad Sdar, en Bagdad.

Salah al Obeidi, portavoz oficial del clérigo chií Muqtada al Sadr, anunció hoy que su grupo ha llegado a un acuerdo con el Gobierno para el cese de los enfrentamientos en Ciudad Sadr, en el este de Bagdad.

Según Al Obeidi, la aplicación de este alto el fuego entrará en vigor mañana y con él se espera poner fin a los combates en esta populosa barriada entre el Ejército iraquí y los milicianos del "Ejército del Mahdi", leales a Al Sadr, que ya se han cobrado cientos de víctimas.

"Se acordaron varios puntos que garantizarán los derechos y deberes de ambas partes (Gobierno y Bloque de Al Sadr), y que llevarán al cese de la lucha en Ciudad Sadr", remarcó el portavoz en declaraciones en la ciudad chií de Nayaf, a unos 160 kilómetros al sur de Bagdad.

En ese contexto, Obeidi remarcó que el acuerdo, cuyas cláusulas serán cumplidas en el plazo de cuatro días, estipula un alto el fuego, el repliegue de los milicianos y la apertura de los accesos a Ciudad Sadr.

Asimismo, el convenio autoriza a las fuerzas iraquíes gubernamentales efectuar redadas para capturar personas buscadas por delitos y crímenes, pero con el respeto a los civiles, indicó el portavoz.

Sin embargo, el clérigo dejó claro que el entendimiento alcanzado con las autoridades no obliga al desarme y la disolución del "Ejército del Mahdi".

Además, el portavoz de Al Sadr adelantó que su Bloque y el Gobierno han formado un comité de seguimiento para el cumplimiento del convenio.

El anuncio del acuerdo se produce horas después de que la televisión oficial "Al Iraquiya" informase de que unos treinta hombres armados han muerto en redadas efectuadas por fuerzas especiales de la seguridad iraquí en Ciudad Sadr.

En las operaciones los agentes detuvieron a otras ocho personas armadas, indicó la emisora, que no precisó cuando se llevaron a cabo las redadas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios