Bruselas advierte de que el golpe de Estado pone en riesgo la cooperación con Mauritania

  • La Comisión Europea, que recientemente acordó con el Gobierno mauritano un programa de ayudas de 156 millones de euros, asegura que el golpe "puede poner en duda nuestra política de cooperación"

La Comisión Europea condenó hoy "con firmeza" el golpe de Estado con el que el primer presidente elegido democráticamente en Mauritania, Sidi Mohamed Uld Cheij Abdallahi, ha sido derrocado este miércoles. "Esta situación puede poner en duda nuestra política de cooperación con Mauritania", advirtió en un comunicado el comisario de Desarrollo y Ayuda Humanitaria, Louis Michel.

Michel apeló al "respeto por la democracia y por el marco institucional instaurado desde 2007" en el país africano y condenó "con firmeza" la acción militar de hoy. Además, pidió que Abdallahi y el primer ministro, Yahya Ould Ahmed El Waghef, "recuperen rápidamente su libertad y sus funciones".

Bruselas manifestó en el comunicado su "preocupación" por la "situación que pone en peligro los avances democráticos ejemplares" de Mauritania emprendidos desde el anterior golpe de Estado, en 2005. Asimismo, recordó que la transición democrática en el país ha sido respaldada por la Unión Europea tanto políticamente como económicamente.

El Ejecutivo comunitario últimó recientemente un acuerdo con el Gobierno mauritano para un programa de apoyo a la ayuda ya ofrecida por la UE y que cuenta con una dotación de 156 millones de euros para el periodo 2008-2013. Así las cosas, la Comisión "seguirá con atención la evolución de los acontecimientos y, llegado el momento, valorará la situación en función de las disposiciones aplicables al Acuerdo de Cotonú (acuerdo comercial de la UE con países africanos), del que Mauritania es signatario".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios