Zapatero pide "una lección democrática" a los que "quieren ganar con la abstención"

  • El candidato socialista advierte en Murcia que no se puede confiar en quienes no pueden "decir lo mismo aquí y en Aragón" porque "no dicen la verdad".

Comentarios 4

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se hizo eco, durante un mitin, de una entrevista en el periódico británico 'Financial Times' del secretario de Comunicación del PP, Gabriel Elorriaga, en la que éste admite que los mensajes de su partido se dirigen a "sembrar dudas" en los votantes socialistas para que "se queden en casa". Por ello, el jefe del Ejecutivo reclamó a los ciudadanos que el 9-M den "una lección democrática" a los dirigentes del PP, que "quieren ganar con la abstención". Además, aprovechando su presencia en Murcia, advirtió contra quienes no pueden "decir lo mismo aquí y en Aragón" sobre el asunto del agua, porque eso ilustra que "no dicen la verdad".

Zapatero protagonizó un multitudinario mitin en el Palacio de los Deportes de Murcia, donde estuvo acompañado por el cabeza de lista del PSOE por esta Comunidad, Mariano Fernández Bermejo. Ante un público entregado, el presidente del Gobierno aseguró que en las elecciones del día 9 se toma una decisión "que afecta a todos los españoles, pero sobre todo los que tienen más vida por delante, a los que votan por primera vez". "Pido a todos que participen en esa decisión, a lo más jóvenes para que decidan sobre su vida, sobre su futuro, sus derechos, sobre el futuro de este país", proclamó.

Además, Zapatero aprovechó este acto electoral para hacerse eco de una entrevista en el 'Financial Times' de Gabriel Elorriaga en la que el secretario de Comunicación del PP admite que la "estrategia general" de su partido "se centra" en "sembrar suficientes dudas sobre la economía, la inmigración y los temas nacionalistas" para que "se queden en casa". "El resultado de las elecciones dependerá del impacto de aquel mensaje", añade el dirigente popular, que admite que su partido ha sido incapaz de ampliar su número de votantes en estos cuatro años y que ahora será "difícil" porque "tiene una imagen muy de derechas en estos momentos".

El candidato del PSOE no desperdició esta baza y aseveró: "Uno de los dirigentes del PP ha dicho que su estrategia electoral es que se abstenga la gente sembrando temor con la economía, con la inmigración y con los nacionalistas. Y yo digo desde aquí que se les ha visto el plumero. No pueden ganar porque no confían ni en sí mismos para pedir el voto, quieren que se abstenga la gente". "Vaya patriotas", exclamó Zapatero, que, frente a aquellos que "quieren sembrar el miedo", reclamó a "la inmensa mayoría de la gente que vaya a votar y dé una lección democrática de lo que es este país". Así, reclamó una alta participación para hacer frente "a los que quieren ganar con la abstención" y para demostrarles que "este es un país libre, digno y que cada uno hace con su voto lo que quiere".

"Hay que ir por dignidad democrática frente a los que quieren que os abstengáis, pensando en el futuro de España frente a los que quieren ir hacia atrás; por la mirada positiva frente a los que sitúan a España en la ruina. El día 9 vamos a ir hacia delante, vamos a mejorar España, vamos a hacerla más progresista, más igualitaria y más solidaria", proclamó Zapatero.

Antes, Zapatero, aprovechando su presencia en Murcia, había fundamentado su discurso en el espinoso asunto del agua. En este sentido, el candidato socialista se comprometió a "gobernar para todos", "gobernar para la libertad" y que "nadie imponga ninguna creencia", y "gobernar desde la verdad, con transparencia". "Puedo decir a los murcianos y a todos los españoles que hemos gobernado defendiendo siempre la misma posición, una política común, nunca hemos engañado, yo no he vendido trasvases trampa y he dicho la verdad del agua y del futuro para Murcia", remachó el presidente del Gobierno, que advirtió a los presentes que sólo pueden confiar "en aquellos políticos y aquellos proyectos que pueden decir lo mismo aquí en Aragón, en Valencia y en Alicante, y quien no puede decir lo mismo es que no dice la verdad".

"¿Cuántos años ha estado aquí el PP en la región de Murcia prometiendo y diciendo que su política del agua era el trasvase del Ebro?", preguntó Zapatero, que añadió que el PP "gobernó ocho años y no trajo ni un hectómetro cúbico nuevo a Murcia". Frente a ello, recordó su compromiso de apoyar "el futuro del regadío, de las necesidades de agua" y que "ese futuro era modernizar regadíos y ampliar desaladoras". "Eso es lo que estamos haciendo, invirtiendo seis veces más en agua que el gobierno anterior", remachó el candidato socialista, que proclamó "la seguridad del futuro para tener agua en cantidad suficiente" es tener "autonomía hacia el agua" y lo demás "es trasvase-trampa y engaño".

Además, criticó al PP porque no piensa "en los intereses generales", el "bienestar de la gente" o el "futuro", porque lo que ha intentado estos últimos cuatro años es "sembrar la discordia metiendo miedo, negando las grandes posibilidades de España, de su futuro de su actitud progresista". "Quien siembre miedo a un país libre, quien siembre temor a un país orgulloso de sí mismo sólo tendrá como respuesta la derrota electoral el próximo 9 de marzo", aseguró, culminando que quien "gobierna diciendo la verdad, aunque cueste a veces, quien gobierna con confianza en España, con visión optimista de la sociedad democrática, ocupándose ante todo de los más débiles, quien gobierna con la cabeza alta, con la mirada limpia y positiva, ganará las elecciones del 9 de marzo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios