Los municipios quieren cobrar a las CCAA los servicios extras que prestan

  • La FEMP exige que la reforma de la financiación local esté vinculada a la autonómica y pide más competencias

La Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) acordó ayer exigir al Gobierno que genere un instrumento que permita a los ayuntamientos cobrar de las autonomías lo que les corresponde por los servicios que ejercen sin tener competencias, ya que "no quieren negociar comunidad a comunidad".

El presidente de la FEMP, Pedro Castro, puntualizó que "se trata de que de ese cesto imaginario donde están todos los recursos del país, cada uno coja la parte que le corresponde por los servicios que presta: la Administración central, las comunidades autónomas y los ayuntamientos".

La Ejecutiva de la FEMP aprobó, por unanimidad, una resolución en la que se exige que la reforma de la financiación local sea "simultánea y vinculada" a la autonómica; es decir, que se garantice la presencia de los ayuntamientos en cómo va la negociación y qué parte toca gestionar a las corporaciones locales. Según Castro, para ello se ha creado una Comisión Técnica y otra Política -integrada por dos miembros del PSOE, dos del PP y uno de IU- que trabajarán simultáneamente y tendrán hilo directo con los ministerios de Economía y Hacienda y Administraciones Públicas.

Castro reivindicó para los ayuntamientos políticas sociales relacionadas con la infancia, las mujeres y los jóvenes, y servicios como la sanidad, la educación, el deporte, la cultura "o necesidades vitales como la vivienda pública o el empleo". A la pregunta de si la FEMP está dispuesta a medidas drásticas -incluida una huelga de ayuntamientos- si no consiguen reformar la financiación local, Castro se mostró conciliador: "Es la hora de negociar".

También informó Castro de que no hay plazos diferentes a los de la negociación del nuevo modelo de financiación autonómica, si bien añadió que el último martes de junio se reunirá nuevamente la FEMP para estudiar el desarrollo de las resoluciones adoptadas. "La negociación arrancó el mismo día que las autonomías y terminará el mismo día, ya que somos Estado, se nos ha elevado de categoría, tenemos el mismo nivel de negociación que las comunidades y los mismos interlocutores y, por tanto, las tres administraciones nos vamos a mover en el mismo plano", justificó.

El portavoz socialista en la Comisión Política, Ramón Ropero, explicó que los ayuntamientos no quieren vincular la financiación municipal con "lo que las comunidades, de acuerdo con sus ingresos, quieran dar a cada Ayuntamiento". Lo que sí quiere la FEMP es que en el acuerdo del Consejo de Política Fiscal y Financiera venga recogido "qué porcentaje de los ingresos de las CCAA se va a transferir directamente a los ayuntamientos y qué porcentaje de los fondos del Estado van directamente a los municipios".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios