El desafío independentista | Los radicales montan comités de defensa del referéndum

La declaración de independencia divide al PDeCAT y a la CUP

  • Campuzano descarta "absolutamente" proclamar automáticamente la ruptura tras el 1-O

  • Gabriel recuerda que es lo previsto

La posibilidad de que Cataluña declare su independencia de forma unilateral pierde fuerza y abre una nueva brecha entre el PDeCAT y sus socios de la CP.

El portavoz del PDeCAT, Carles Campuzano, aseguró ayer que una declaración unilateral de independencia por parte de Cataluña está "absolutamente descartada", según manifestó en declaraciones a los periodistas a las puertas del Congreso. Posteriormente, en una rueda de prensa, Campuzano insistió en que "no está en la hoja de ruta" de su partido este tipo de declaración tras el referéndum del 1-O, ya que considera que la independencia requiere "un proceso de negociación con el Estado".

La independencia no se materializa en tres días, requiere un proceso de negociación"

Campuzano explicó que lo que hay que hacer el día después del referéndum, sea cual sea el resultado, es que el Gobierno y la Generalitat "empiecen a discutir las condiciones que se deriven" de esta consulta y eso es lo que tiene "sentido político, democrático e institucional". A su juicio, el 2 de octubre se debe "empezar a dialogar" y espera que el Gobierno, si salen a votar millones de catalanes, no decida "continuar ignorando esa voluntad política". Añadió que el camino del compromiso y el diálogo siempre está abierto "hasta el 1 de octubre y a partir del 1 de octubre".

"La independencia de Cataluña no se materializa en tres días, exige un proceso de negociación con el Estado, es evidente", insistió Campuzano.

No lo ve así la portavoz de la CUP en el Parlament, Anna Gabriel, quien reiteró ayer que la declaración de independencia está prevista en la ley del referéndum si gana el , entendiendo que la declaración iría acompañada de un proceso de diálogo con el Estado.

Gabriel le recordó a Campuzano que todo el marco interpretativo del referéndum está desarrollado e incluye la convocatoria de elecciones autonómicas si vence el no. "Queremos hacer el referéndum y actuar en consecuencia. Un referéndum se convoca para que sea vinculante no para que sea una pantomima de participación".

La CUP de Barcelona ha puesto en marcha distintos comités de defensa del referéndum en los barrios de la ciudad con el objetivo de organizarse para garantizar la celebración de la consulta del 1-O.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios