Rajoy critica a Zapatero por la financiación pero le apoyará si "trata a todos por igual"

  • El líder popular exigirá la comparecencia del presidente del Gobierno en el Congreso para que explique por qué se abrió el debate.

El presidente del PP, Mariano Rajoy, anunció hoy que su formación volverá a pedir en el Congreso la comparecencia del jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, para que explique por qué abrió el debate sobre financiación autonómica "sin saber cuál era el final". A juicio del líder popular, fue el propio presidente del Gobierno el que "creó el problema y ahora ni cumple la ley que él mismo aprobó ni es capaz de dar una solución al problema". Además, Rajoy matizó que su partido defendió siempre la misma postura respecto a este tema, pero que la cuestión sobre el nuevo modelo de financiación "debe resolverse por unanimidad", aunque asegura que apoyará al Ejecutivo si "trata a todos por igual".

Mariano Rajoy aprovechó un acto del Partido Popular que abría el curso político en el Castillo de Soutomaior, en Pontevedra, para valorar nuevamente la situación económica que vive España y para juzgar la actuación del Gobierno en materia de financiación. Según el líder popular, exigirá la comparecencia del presidente Zapatero en el Congreso para dar cuenta de las razones que llevaron a que se abra el debate sobre financiación autonómica "sin saber cuál era el final" y para preguntarle si va a cumplir o no con el Estatut de Cataluña, que él mismo aprobó.

El popular aseguró que en el nuevo modelo de financiación "el Gobierno se va a retratar", y evidenciará que Zapatero "no es capaz de dar una solución al melón que él mismo abrió". En opinión de Mariano Rajoy, fue el presidente del Gobierno "el que aprobó un Estatuto de Autonomía que cambió el modelo" y también el que "a continuación abrió el debate del modelo de financiación autonómica", por lo que "fue el que creó el problema y ahora ni cumple la ley que él mismo aprobó ni es capaz de dar una solución al problema".

Rajoy valoró esta situación y afirmó que "quien actúa como aprendiz de brujo se puede encontrar con lo que se ha encontrado" ahora el presidente del Ejecutivo. En este sentido, recomendó a Zapatero que piense las decisiones que toma, por sus consecuencias, y que en política "no se puede pensar sólo en el corto plazo, en el interés partidista y en resolver un problema en media hora".

Además de criticar la toma de decisiones de Zapatero y su manera de aborda el problema de la financiación autonómica, Mariano Rajoy también quiso explicar y dejar claro cuál es la postura de su partido en relación con este tema. En este sentido, advirtió que la cuestión a debate "debe resolverse por unanimidad" y con acuerdo de todas las autonomías, ya que es "la única garantía de que habrá igualdad entre todos los ciudadanos españoles".

A pesar de que Rajoy terminó considerando que el Gobierno "ha hecho las cosas muy mal" en materia de financiación autonómica, aseguró que su formación apoyará finalmente al Ejecutivo en este sentido siempre y cuando trate "a todos por igual, actúe con sentido común y atienda a las legítimas peticiones de todos".

El líder del PP se refirió, además, a los próximos Presupuestos Generales del Estado, que a su juicio "no pueden servir para que el Gobierno haga enjuagues, pacte una cosa a cambio de otra o intente contentar a todos". En este sentido, apostó por que las cuentas estatales apuesten por la inversión productiva porque "si no hay empresas ni inversión, no hay empleo". Sin dejar de lado la crisis económica, Rajoy aseguró que los Presupuestos Generales del Estado "deben servir" para abordarla. Además, matizó que esta situación ha terminado en una "crisis política", ya que el Ejecutivo no ha sabido afrontarla.

Rajoy también quiso reforzar la imagen de su partido, por lo que aseguró que apoyará al Gobierno en la lucha contra el terrorismo "si lo hace bien". Además, harán "todo cuanto esté en sus manos "para que España recupere los consensos básicos que nunca debieron perderse". Por último, resaltó que del "gran congreso" celebrado en Valencia salió "un partido reafirmado en sus ideas, fortalecido, renovado" y "con un gran equipo, el mejor".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios