Gallardón estará en la dirección del PP pero Rajoy no desvela con qué cargo

  • El líder popular rescata para la primera línea al alcalde de Madrid, "uno de los activos más importantes para el partido"

Mariano Rajoy ha dado un paso más en la configuración de su equipo de dirección y ha despejado una de las principales incógnitas que ha sobrevolado la vida del Partido Popular desde que se convocara el congreso de Valencia en junio. Finalmente, el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, estará en la próxima dirección del PP que salga de este cónclave, y es una clara señal de por dónde quiere ir la renovación que piensa imprimir al partido. "Es uno de los activos más importantes que tiene el PP", valoró Rajoy, quien no tuvo empaño en reconocer que el alcalde de Madrid, "como sucede en cualquier faceta, es objeto de críticas". "Pero no conozco a nadie que concite unanimidad absoluta", apostilló.

El pasado 10 de mayo, durante un acto en Gandía con apoderados e interventores del PP de la Comunidad Valenciana que participaron en las elecciones generales, Rajoy agradeció la ayuda de los populares de esta autonomía y añadió: "Muchos me van a ayudar desde aquí, donde están, yendo de vez en cuando, y algún que otro estará sentado por allí ayudándome, como [Esteban] González Pons". Aquel día, el presidente del PP desvelaba el nombre del primer elegido para ocupar un cargo en la Dirección Nacional del partido, aunque no aclaró con qué responsabilidades.

De un modo muy similar obró ayer Rajoy durante una conferencia titulada Por qué sí para explicar las razones por las que presenta su candidatura en la Universidad Pontífica de Comillas. En el turno de preguntas, una estudiante se interesó por si el líder del PP contará con el alcalde de Madrid para sustituir a Ángel Acebes al frente de la Secretaría General del partido. En primer lugar, Rajoy recordó que conoce a Gallardón desde "tiempo inmemorial" y que tanto él como el primer edil formaron parte del Comité Ejecutivo de Antonio Hernández Mancha en 1989. A continuación, añadió: "Gallardón ha mostrado su disposición a darme su apoyo y a participar en aquello que yo le pida y tengo muy en cuenta lo que me ha dicho, lo cual no significa que la respuesta a la pregunta sea sí. Tengo que hablar con él, pero desde luego, cuento con él para la próxima Dirección del Partido Popular".

El anuncio de Rajoy fue recibido con una ovación cerrada del auditorio, al que el líder explicó que defiende unos principios "irrenunciables" que ya ha enumerado en campaña y de los que no ha modificado "ni una coma". Eso sí, subrayó que hay que ser un partido abierto e ir cambiando de criterio de acuerdo con la sociedad "sin ser una estatua de sal". Explicó que quiere un partido que sea "capaz de dialogar incluso con los que no están de acuerdo", lo que no implica renunciar a los propios principios. Por último, Rajoy aseguró que no mantiene ninguna diferencia con María San Gil y que la actual líder del PP vasco cuenta con todo su "respaldo y apoyo".

El líder del PP atribuyó el debate interno que se está produciendo en el partido a dos hechos, la pérdida de las elecciones y la convocatoria del XVI Congreso, pero reconoció su sorpresa "por la intensidad del mismo y el entusiasmo con el que algunos actúan a lo largo de los últimos días", aunque no mencionó a ningún dirigente popular en concreto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios