Duran dice que un cabeza de lista "debe ser capaz de ser ministro"

  • El candidato de CiU asegura que "nadie va a tocar" las relaciones entre el Estado y la Santa Sede

El portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran Lleida, se mostró ayer convencido de poder lograr el consenso entre PSOE y PP en política exterior si formara parte del Gobierno que salga de las urnas el próximo 9 de marzo. "Sí, me siento capaz", aseguró tajante a preguntas de la prensa durante una presentación del programa de la federación nacionalista en materia internacional.

Duran, que apostó por el consenso y por dejar de lado las ideologías para defender los intereses de España en el Exterior, dijo tener "más sentido de Estado que otros dirigentes políticos" de partidos nacionales y aclaró que aunque no se postula como candidato a ministro de Exteriores, un cabeza de lista (él encabeza la de CiU al Congreso) "debe ser capaz de ser ministro de casi todo".

El líder de Unió aseguró por otra parte que "nadie va a tocar las relaciones con el Vaticano" pese a la polémica surgida tras la nota de la Conferencia Episcopal en la que instaba a no votar por un partido que negocia con ETA.

Sobre la polémica del trasvase del Ebro, que mantiene enfrentados a los populares de Aragón con los de Valencia y Andalucía y que provoca distintas sensibilidades en el seno del PSOE, Duran se mostró tajante: "Nunca más, ya lo apoyamos y perdimos más que ganamos. Se nos engañó por el PP y no nos engañarán más".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios