ANV se niega a condenar el atentado

  • Los representantes de la formación abertzale evitan suscribir cualquiera de las condenas al último ataque de ETA.

Como era de esperar ANV sigue impasible ante el dolor y la muerte causada por ETA y el nuevo asesinato de la banda terrorista no ha servido para hacerles recapacitar. Los representantes de la formación abertzale evitaron condenar el atentado de Legutiano en todas las instituciones en las que se presentaron textos contra la última acción de ETA. 

Fue el caso de La Junta de Portavoces del Ayuntamiento de Renteria (Guipúzcoa) donde con los votos a favor del PSE-EE, PNV, PP, EB y EA y la abstención de ANV, salió adelante una declaración de condena a un atentado que "sólo demuestra la intolerancia de unos asesinos hacia las ideas y la democracia". Algo parecido ocurrió en el Ayuntamiento de Irún donde todos los grupos presentes, PSE-EE, PP, PNV e EB-B-Aralar, con la ausencia de ANV, aprobaron en un Pleno Extraordinario la declaración de condena.

Las Juntas Generales de Álava condenaron también el último atentado de ETA en una declaración firmada por todos los grupos salvo ANV y Aralar, en la que defendieron que "quienes son cómplices, guardan silencio ante el terror o pretenden sacar provecho de la violencia, deben obtener a cambio el más absoluto aislamiento de todas las fuerzas políticas".

En Navarra también se vivieron situaciones parecidas. Allí, la Junta de Portavoces del Parlamento foral aprobó esta tarde, con la abstención de NaBai, un texto de condena del atentado en el que, además, se realiza "una nueva apuesta por la unidad de las fuerzas políticas y de toda la sociedad para acabar con ETA y para defender los valores de la libertad y la democracia y el respeto a los derechos humanos, entre los que por encima de todos se encuentre el derecho a vivir dignamente sin miedo y sin amenazas de los terroristas".

Nafarroa Bai presentó una declaración alternativa en la que también condenaba el "criminal atentado de ETA" y hacía un llamamiento a la ciudadanía a que apoyara todas las muestras de rechazo. Además, recogía "la determinación de las fuerzas políticas de seguir trabajando por la libertada y la democracia combatiendo sin descanso a quienes tratan de imponer a este país un proyecto totalitario, a través del terrorismo".

En el Ayuntamiento de Pamplona, la Junta de Portavoces del Ayuntamiento de Pamplona condenó, con la abstención de ANV, el atentado que esta madrugada. Algo que no ocurrió en Berriozar donde la Junta de Portavoces del Ayuntamiento mantuvo durante toda la tarde una reunión en la que los representantes municipales no alcanzaron un acuerdo para aprobar un texto de condena por el atentado. 

El PSN había presentado al resto de grupos dos textos de condena. Uno era el aprobado por unanimidad en el Congreso de los Diputados y otro el que vio luz verde en el Parlamento de Navarra, con la abstención de Nafarroa Bai. Por su parte, la coalición nacionalista presentó un texto alternativo de condena. Entre tantas propuestas no hubo acuerdo y el Ayuntamiento no condenó el atentado para regocijo de los ediles de ANV que, como vienen haciendo durante toda la legislatura, se negaron a pronunciarse sobre la violencia etarra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios