EL ROCÍO 2008

"Creo que la crisis la ha puesto la Virgen para depurar el Rocío"

  • El padre dominico hace un positivo balance de la romería y llama a participar

- ¿Qué balance le merece el desarrollo de la romería?

- Para mí es positivo. Siempre hay cosas por mejorar como la participación de la gente pero eso lo veremos en la semana de reflexión tras el camino. A mi juicio se le ha echado bastante voluntad por parte de la junta de gobierno que en algún momento se ha sentido un poco novata. Eso está bien porque después se hacen las rectificaciones con más ganas. No obstante, valoro muy bien la implicación en las misas y en los rosarios. Mi nota es bastante alta.

- ¿La solución para que suba la participación es más información?

- Creo que todos son mayores de edad en esto del Rocío y con muchos caminos como para que no sepan cuáles son los actos. No es mala idea la información pero hay que dejar espacio para la improvisación. En esto hay que ser flexibles, porque pueden ocurrir muchas cosas y porque el planear depende de circunstancias como que Ella quiera, el tiempo… No creo que por informar más venga más gente.

- ¿Opina que la crisis afecta al Rocío?

- Eso es bueno. La crisis la ha puesto la Virgen, estoy convencido. De alguna forma se ha depurado porque los que han venido no tienen crisis de amor a la Madre. A lo mejor económica sí. Hay personas que me han comentado que este año han venido en coche y no han estado alojados en casa u hoteles. No importan los euros porque hay mil maneras de venir a ver a la Señora para que la crisis no llegue al Rocío. Al amor a la Virgen falla cuando no se quiere venir porque no se puede mantener el nivel y las apariencias ante la gente. Hace años me cuentan que se venía a compartir lo que se tenía, así que creo que Ella va a buscar de nuevo un Rocío solidario, venir con lo que se tiene y compartirlo. Insisto, el Rocío no sabe de euros.

- Un año más andando ¿Ha sido duro?

- Sobre todo el último día del camino por la aparición de la lluvia en el último tramo del día. Por lo demás ha ido muy bien con momento e instante magníficos.

- ¿Con qué momento se queda?

- Cuando le hemos entregado la medalla de la hermandad a los tres jóvenes almonteños que han venido con nosotros. Les dije que no se la entregábamos por ser de Almonte sino por lo bien que se han integrado en la hermandad. Ese gesto lo guardo como un tesoro entre las vivencias del camino.

- Muchos peregrinos este año…

- Sí y con buen ambiente de grupo. Hemos sabido vivir en armonía y en hermandad. Hemos sido un grupo muy compacto y eso se ha notado. El rosario de Carboneras organizado por los peregrinos fue precioso. Creo que se le ha dado el papel que merecen los peregrinos de a pie dentro de la hermandad.

- ¿Ha venido con muchos en el sentimiento?

- Sí y cada vez más. Volviendo al tema de la crisis hay una económica que nos va a llevar a compartir más en el camino, a convivir más y a dialogar más. Me decía una peregrina que este año ha habido más corazón. Eso es verdad porque si no, no tiene sentido todo esto.

- ¿Cree que al finalizar el jueves habrá sido una romería diferente o igual a las anteriores?

- Es diferente porque las vivencias y las circunstancias varían todos los años. Cuando se vuelve hay que poner en práctica todo lo que hemos aprendido aquí. Es como cargar las pilas.

- Porque después del Rocío, la mayoría a otra historia…

- Sí, es lo que dije en la homilía del domingo, que te hierva la sangre, que te emocione; pero después en Jerez tiene que bullir de la misma forma, cuando ves injusticias, cuando nos encontramos en la calle con los mismos que nos hemos visto aquí y no nos miramos a la cara. En esto hay una incoherencia que no logro encajar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios