La avenida de La Paz de Valdelagrana se reabrirá al tráfico el 15 de junio

  • Se arreglará parcialmente la vía para permitir el tránsito seguro de personas y vehículos. Las obras concluirán tras el verano

Tal y como estaba previsto, el próximo 15 de junio se reabrirá al tráfico la avenida de La Paz, tras las obras de mejora del abastecimiento y del saneamiento de esta zona residencial que está ejecutando Apemsa (la empresa municipal de aguas) desde principios de año. La vía volverá a ser transitable aunque sin haberse iniciado las obras de reurbanización, que comenzarán una vez pase el verano (para lo que tendrá que volver a cortarse).

Así fue comunicado por el concejal de Mantenimiento Urbano, Alfonso Candón, y el consejero delegado de Apemsa, Daniel Pérez, en una reunión que mantuvo con representantes de la asociación de vecinos de Valdelagrana.

Según informó el Ayuntamiento en un comunicado, las obras que está ejecutando Apemsa, y que fueron adjudicadas a la empresa Bahia San Kritobal, están prácticamente finalizadas. La decisión de abrir al tráfico la avenida de La Paz antes de hacer la reurbanización responde a que se considera fundamental la apertura de esta importante arteria del núcleo residencial durante los meses de verano, donde se incrementa notablemente su población.

Durante los meses de verano, se ha consensuado una "situación provisional" que permita el uso de la avenida para vehículos y peatones. Así se aglomerará la rotonda del parque de La Paz y se instalará en la calzada izquierda (en sentido hacia la playa) un firme provisional con 6 centímetros de aglomerado y 50 centímetros de subbase, sobre el que el Ayuntamiento ejecutará el definitivo del proyecto.

Asimismo, en la reunión celebrada ayer se apuntó que las cotas finales de pozos, imbornales y acerado se definirán en el proyecto de reurbanización que lleve a cabo el Ayuntamiento tras el verano.

En esta solución provisional de la avenida de La Paz también se efectuará un acondicionamiento parcial del acerado para facilitar el tránsito de peatones con una capa de hormigón. Asimismo, se procederá al vallado y cerramiento con biondas de las zonas demolidas y que serán restituidas en el proyecto de reurbanización con objeto de preservar la seguridad de los viandantes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios