Las grandes inmobiliarias registran un descenso de ventas del 73,5%

  • Reyal Urbis y Acciona son las que en mayor medida se desploman, con un 97% y 88,6%, respectivamente.

La crisis de la economía mundial y la explosión de la burbuja inmobiliaria parece haber afectado de forma especial a las inmobiliarias españolas, y al sector de la construcción en general, ya que éste ha sido uno de los peores parados por la desaceleración. Las principales compañías, Reyal Urbis, Acciona Inmobiliaria, Realia, Metrovacesa, Vallehermoso, Martinsa-Fadesa, y Parquesol, vendieron en los tres primeros meses del año un 73,5% menos que en el mismo periodo de 2007, y en concreto, las dos primeras, fueron cuyo desplome fue más pronunciado, con un 97% y un 86,8%, respectivamente. 

Al parecer, el ajuste en el sector inmobiliario, que ha pasado a ocupar un papel menos importante tras ser uno de los principales motores de la economía española, ha podido ser una de las razones por las que ha descendido tan considerablemente la venta de pisos. Ese ajuste está además caracterizado por una restricción de la financiación y un estancamiento de la demanda, lo que ha agravado inevitablemente el problema.

En conjunto, las grandes inmobiliarias vendieron viviendas por un importe total de 299,1 millones de euros durante el primer semestre del año, lo que supuso un desplome del 73,53% respecto a los 1.131 millones del mismo periodo de 2007. Así, la facturación conjunta de estas siete inmobiliarias descendió un 32,9% entre enero y marzo, hasta sumar 1.021 millones de euros, según datos de todas esas empresas. 

Pero en este desplome no tuvieron nada que ver las preventas del trimestre, ya que la cifra de negocio de las compañías sólo contabilizan las entregas y escrituras de pisos cerrados en el periodo, y por ello, vendidos con anterioridad. Lo que es cierto es que comparando estos tres primeros meses del año con los del 2007, la diferencia es considerable, principalmente porque entre enero y marzo del año pasado aún no había estallado la crisis de las hipotecas de riesgo estadounidenses.

Por entidades, Reyal Urbis es la que mayor descenso de ventas de viviendas se anotó en el arranque del año, con una caída del 97% desde las comercializaciones por 243,6 millones de euros de hace 12 meses, hasta las de 7 millones del primer trimestre de 2008. Después se situaron Acciona, con una caída del 86,8%, hasta 16 millones de euros; Parquesol (-79,2% hasta 15,42 millones), Vallehermoso (-71,8%, hasta 114 millones, y Metrovacesa (-58%, hasta 31,2 millones).

Realia, la inmobiliaria controlada por FCC y Caja Madrid, prevendió pisos por 20,4 millones, un 47,3% menos, y Martinsa-Fadesa, comprometió ventas por 95,2 millones. Estos datos se conocieron después de que ayer mismo el grupo de las 14 inmobiliarias más importantes españolas, reclamara al Gobierno su intervención para hacer frente a sus necesidades de liquidez, valoradas en 40.000 millones de euros. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios