El consejero delegado de Vodafone deja su cargo

  • La salida de Arun Sarin coincide con el primer ejercicio de la operadora con beneficios.

El grupo británico Vodafone anunció hoy que su consejero delegado, Arun Sarin, abandonará la compañía después de cinco años como máximo responsable, cambio que se hará efectivo a partir del próximo 29 de julio, cuando el actual vice consejero delegado, Vittorio Colao, asumirá dicho puesto.

  Durante los últimos cinco años, Sarin lideró importantes cambios en el grupo, en los ámbitos estratégico y operacional, y apostó por reforzar su presencia internacional con la entrada en mercados emergentes como Rumania, República Checa, Turquía y, más recientemente, India.

  El anuncio de la salida de Sarin coincide con la publicación de los resultados anuales de la operadora, que arrojan un beneficio de 6.756 millones de libras (8.465 millones de euros), frente a los 'números rojos' de 4.806 millones de libras (6.022 millones de euros) registrados en el ejercicio anterior.

  El beneficio operativo del grupo británico se situó en 10.047 millones de libras (12.587 millones de euros), que se comparan con las pérdidas operativas de 1.564 millones de libras (1.959 millones de euros) registradas el año anterior, en tanto que el resultado bruto de explotación (Ebitda) ascendió a 13.178 millones de libras (16.509,7 millones de euros), un 10,2% más.

  Los ingresos de Vodafone ascendieron a 35.478 millones de libras (44.457 millones de euros) en el pasado ejercicio, lo que representa un incremento del 14,1% respecto a 2007, impulsado por la firmeza de los negocios de la compañía en la región de Emapa, que engloba Europa del Este, Oriente Próximo, Africa, Asia y el Pacífico, tras las adquisiciones realizadas en India y Turquía.

  La operadora generó un volumen de negocio de 26.081 millones de libras (32.682 millones de euros) en Europa, lo que supone un crecimiento del 6,1% respecto al ejercicio anterior. Este mercado se vio presionado por la competencia del mercado y el marco regulatorio, según explicó la compañía. 

  Por su parte, la región de Emapa alcanzó una facturación de 9.345 millones de libras (11.710 millones de euros), lo que representa un incremento del 45,1% respecto al ejercicio 2007.

  Los servicios de voz generaron unos ingresos de 24.879 millones de libras (31.176 millones de euros) en el ejercicio, un 11,7% más, mientras que la mensajería facturó 4.079 millones de libras (5.111 millones de euros), un 13,7% más, y los datos 2.180 millones de libras (2.731 millones de euros), con un crecimiento del 52,6%.

  Vodafone cerró el año fiscal con más de 260 millones de clientes de telefonía móvil en todo el mundo y destacó la contribución realizada por la región geográfica de Emapa y de India, en particular, que cuenta con más de 44 millones de clientes.

  Para el presente ejercicio, el grupo prevé incrementar sus ingresos hasta una banda de entre 39.800 y 40.700 millones de libras (49.862-50.989 millones de euros), y situar su beneficio operativo ajustado entre los 11.000 y los 11.500 millones de libras (13.781-14.407 millones de euros).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios