Zapatero asegura que la desaceleración no influirá en el gasto social

  • El presidente del Gobierno dice que España está más preparada para afrontar la crisis que otros países.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, insistió hoy en que España está "más preparada" que otros países y que en ocasiones anteriores para afrontar la desaceleración, que no impedirá, aseguró, cumplir con los compromisos de gasto social del Gobierno.

En respuesta a una pregunta del líder del PP, Mariano Rajoy, en la sesión de control del Congreso, Zapatero insistió en los "sólidos" fundamentos de la economía española y destacó especialmente la "buena salud" del sistema financiero y de las cuentas públicas.

Rajoy, por su parte, consideró que "cuando un presidente se equivoca tanto o no dice la verdad o genera incertidumbre", y añadió que Zapatero "no sabe lo que se trae entre manos" cuando habla de la buena salud de las cuentas públicas un día después de que el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, anunciase el "fin del superávit".

Ocaña auguró ayer, al presentar los datos de Ejecución Presupuestaria, que las cuentas del Estado terminarán el año "en equilibrio", mientras que la Seguridad Social, "con enorme probabilidad", acabará 2008 con superávit, mientras que la suma de ambos terminará con saldo positivo.

En la sesión de control, Zapatero insistió en que España está mejor preparada que en otras ocasiones y más que la mayoría de los países, por lo que puede afrontar un "ajuste" en el crecimiento que está causado, insistió, por la coyuntura internacional.

El presidente del Gobierno habló de la "buena salud" de los bancos españoles y de las cuentas públicas, lo que permite, dijo, garantizar el cumplimiento de los compromisos de gasto social del Gobierno, como el aumento de las pensiones, de las becas, la "máxima" cobertura para el desempleo o la prometida reducción de impuestos.

Además aseguró que el Ejecutivo va a "preparar" la economía para que España pueda recuperar su potencial y vuelva a crecer en el entorno del 3%.

Zapatero también rechazó tomar "medidas equivocadas" en respuesta a la alusión de Rajoy al paquete de actuaciones económicas que los populares presentaron para hacer frente a la desaceleración y que el Gobierno optó, según el líder de la oposición, por "dejar de lado".

Rajoy recordó al presidente muchas de sus afirmaciones en materia económica, como cuando auguró una moderación de los precios a finales del año pasado o consideró que los tipos de interés habían tocado techo, y lamentó que no se hayan cumplido "ninguna" de las previsiones de Zapatero.

Tras recordar que los españoles "ven con preocupación" la destrucción de empleo, las subidas de precios o el encarecimiento de las hipotecas, Rajoy reprochó a Zapatero que no tome "ninguna medida" para atajar estos problemas, y le advirtió de que, con su actuación, "no genera credibilidad" y "está causando un grave perjuicio al bienestar de los españoles".

El presidente del Gobierno y el líder de la oposición también discreparon en su análisis sobre el crecimiento económico español, que en términos interanuales sigue estando por encima de la media de la zona euro aunque en términos intertrimestrales fue menor en el primer trimestre de este año.

Así, la economía española creció un 0,3% intertrimestral y un 2,7 interanual, mientras que el aumento del Producto Interior Bruto en la zona euro fue de un 2,3% de media en doce meses y del 0,7% en los tres primeros meses.

Mientras Rajoy advirtió de que el aumento intertrimestral del PIB español estuvo muy por debajo del francés (0,6%) o el alemán (1,5%), el jefe del Ejecutivo le replicó que para la mayoría de los economistas es "mucho más correcto" utilizar los datos interanuales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios