Vueling incrementó sus pérdidas brutas un 47,1% en el primer trimestre

  • La aerolínea de bajo coste registra los primeros meses del año pérdidas antes de impuestos de 32,38 millones de euros

La aerolínea de bajo coste Vueling registró en el primer trimestre unas pérdidas antes de impuestos de 32,38 millones de euros, un 47,1% más que en el mismo periodo del ejercicio precedente, cuando los 'números rojos' llegaron a los 22 millones de euros, informó hoy la compañía en un comunicado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de valores (CNMV).

La compañía registró un resultado de explotación antes de amortizaciones y alquiler de flota (Ebitdar) negativo de 12,8 millones de euros en los tres primeros meses, frente a los 10,3 millones de pérdida en este concepto del mismo periodo de 2007. No obstante, Vueling mantuvo un fuerte crecimiento de las ventas en el primer trimestre, hasta alanzar una cifra de negocio de 88,6 millones de euros, un 48,2% más que en el mismo periodo del ejercicio anterior, cuando ingresó 59,82 millones de euros. 

Este incremento de los ingresos no se reflejó en el beneficio debido a un aumento de los gastos, que subieron un 43,7% hasta 120,8 millones de euros en un contexto de encarecimiento del combustible por la escalada alcista del crudo. De los ingresos totales destaca el comportamiento de los ingresos por vuelo, con un avance del 10,1%. El ingreso por tarifa también subió, concretamente un 25%, mientras que los ingresos de accesorios puros se dispararon un 60,4%.

La compañía transportó hasta marzo 1,41 millones de pasajeros, lo que supone un crecimiento del 32,1% con respecto al mismo trimestre del ejercicio anterior. La ocupación se situó en el 65,4%, 0,4 puntos porcentuales por debajo. El número de rutas operadas en el primer trimestre ha sido de 54, frente a las 35 que operó en el mismo periodo del ejercicio anterior.

Rentables en 2009

La aerolínea informó de que está aplicando una estrategia para el presente ejercicio que tiene como objetivo un "sensible" recorte de las pérdidas respecto a 2007 y "orientarse a la consecución de beneficios en 2009". Para conseguir estos objetivos, Vueling ha diseñado cuatro medidas concretas. Su actividad se centrará en la optimización de la capacidad y la red, desde donde decidirá cancelar las rutas no rentables y ajustará la capacidad para mantener o incrementar la productividad. Esta fase ya ha comenzado en este trimestre, con la cancelación de 14 rutas que no eran rentables para la compañía.

Asimismo, buscará incrementar la eficiencia, el control de los costes y una mejor gestión de los ingresos, así como el acceso a nuevos segmentos de mercado, como el desarrollo de canales de venta distintos a Internet y complementar la actual oferta con un producto más flexible. Por último, Vueling continuará desarrollando los ingresos accesorio, con el lanzamiento de nuevos productos y el ajuste de precios para maximizar su beneficio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios