La UE aprueba la reforma de las ayudas a la producción de algodón

  • La subvención por hectárea sube de 1.039 a 1.400 euros, pero se reduce la superficie

Los ministros de Agricultura de los 27 Estados miembros de la Unión Europea (UE) aprobaron ayer sin discusión la revisión de las ayudas al algodón del régimen actual, una nueva regulación que entrará en vigor en enero de 2009.

La UE dio el visto bueno a la propuesta de Bruselas para continuar con el sistema actual de reparto de subvenciones, pero con un pequeño ajuste. De este modo, el 35% de las subvenciones permanecerán vinculadas a la producción y el 65% desacopladas -asignadas por hectárea o superficie, independientemente de que el agricultor coseche o no-, mientras que se producirá una modificación en las ayudas que sólo se conceden si el agricultor cultiva -el 35% mencionado-.

Si actualmente este apoyo asciende en España a 1.039 euros por hectárea y se concede a 70.000 hectáreas, la UE pactó que se eleve a 1.400 euros -un 35% más- por hectárea, para 48.000 hectáreas. Asimismo, los representantes de los 27 decidieron que dentro del presupuesto para este 35% del subsidio se establezca un "sobre nacional" que los gobiernos podrán distribuir según su criterio.

España tiene una partida específica de 72,3 millones de euros para asignar el 35% de las primas -la parte ligada a la producción- y el acuerdo de ayer establece que de ese montante, 6,1 millones vayan al citado "sobre nacional". La ayuda ligada a la producción se calcula según un rendimiento fijo e importes de referencia que para España serán de 400 euros por tonelada de algodón sin desmotar.

En cuanto a la otra parte de la ayuda para el algodón -el 65%- es un "pago único" por superficie y proviene del presupuesto nacional que cada país tiene para las subvenciones agrícolas y en el que ya entran otros sectores como el olivo o los cereales.

La producción española de algodón se concentra en Andalucía -Sevilla, Cádiz y Córdoba-, ascendió a 65.000 hectáreas en 2007 y ocupa a 9.500 productores; además existen 29 desmotadoras españolas, la mitad cooperativas. España y Grecia son los principales productores de algodón de la UE.

La comisaria europea de Agricultura, Mariann Fischer Boel, manifestó su satisfacción ante la decisión: "Me alegro de que las prolongadas negociaciones y los asuntos ante el Tribunal relativos a la reforma hayan concluido con éxito". "La reforma mantiene la proporción de 65-35, respeta nuestros compromisos internacionales y no tiene incidencia en el presupuesto", dijo.

Para la ministra de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, supone "importantes mejoras respecto al régimen actual", entre las que citó "medidas para la modernización, mejora de la calidad y financiación de la reestructuración de las desmotadoras -con el sobre nacional-".

La Junta de Andalucía también mostró su satisfacción con la reforma. Aseguró que el alza de la ayuda acoplada en un 35% mejorará los ingresos de los agricultores. Considera "más acorde con la realidad y la evolución del cultivo", que la superficie de referencia se centre en 48.000 hectáreas y no en 70.000.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios