Ebro acomete su mayor inversión industrial desde que opera en EEUU

  • Levantará una nueva fábrica de arroz en Memphis por más de 67 millones

Ebro Puleva, primera compañía agroalimentaria española, va a dar un salto cualitativo en el mercado de Estados Unidos, zona estratégica en la que es líder en los negocios de pasta y arroz tras adquirir las empresas New World Pasta (en 2006) y Riviana Foods (2004), respectivamente. Precisamente el fuerte crecimiento registrado por Riviana ha llevado al productor del conocido arroz Brillante a decidirse por modernizar sus instalaciones productivas para mantener y aumentar su negocio arrocero en el país americano. Ebro ya posee una cuota de mercado del 22 por ciento en EEUU y es la primera firma mundial del sector del arroz.

El grupo presidido por el sevillano Antonio Hernández Callejas ha dado luz verde a una inversión de más de 67 millones de euros para la construcción de una nueva planta de procesamiento y envasado de arroz en Memphis (en el Estado de Tennessee), además de una plataforma de distribución. Este desembolso es el mayor de carácter industrial acometido por Ebro desde que opera en Estados Unidos. Las obras de la planta estarán terminadas en dos años. Riviana ya cuenta con una fábrica de envasado en Memphis, que se construyó una vez que Ebro se había hecho con el control de la compañía.

La otra cara de la noticia es que estos planes industriales supondrán el cierre de la fábrica actualmente existente en Houston (Tejas), ciudad en la que se ubica la sede social de Riviana. Ebro entiende que Houston, donde trabajan 250 personas, está lejos de las principales zonas de producción agrícola, especialmente de las áreas en las que más está creciendo el cultivo de arroz, como es el caso de Memphis -lo que abarata los costes de aprovisionamiento.

Fuentes del grupo indican que de esta manera se concentra toda la producción en un sólo lugar y se consiguen también importantes ahorros de los costes de energía debido a la moderna tecnología que se implantará en la factoría. Medios de EE UU citan declaraciones de Bastiaan de Zeeuw, presidente ejecutivo de Riviana, que señaló a principios de mes que esta decisión "ha sido muy difícil pero es necesaria para que la compañía pueda crecer, afrontar las presiones de la competencia, desarrollar las marcas y lanzar nuevos productos". Riviana comercializa enseñas como Minute, Mahatma o Success Rice y aún está negociando qué salida dará a los 250 empleados actuales.

Ebro está impulsando también fuertes inversiones industriales en el sector del arroz en España, como la de 60 millones para levantar una nueva planta en Puebla del Río (Sevilla) que sustituirá a la histórica de San Juan de Aznalfarache.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios