La CE insiste a España en que el sistema de pensiones amenaza su estabilidad

  • Bruselas alaba las cuentas públicas para el periodo 2007-2010, pero vuelve a alertar sobre el riesgo del envejecimiento de la población · El recorte de impuestos como promesa electoral también recibe críticas

Comentarios 3

La Comisión Europea avaló ayer la estrategia presupuestaria de España, que considera "sólida", y auguró que el crecimiento se mantendrá por encima de la media de la UE, pero lanzó al Gobierno de Madrid una seria advertencia: el envejecimiento de la población pone en seria duda la sostenibilidad, a largo plazo, de las finanzas públicas. Como receta, Bruselas sugiere al Gobierno que prosiga las reformas en el sistema de pensiones, además de aumentar las inversiones en I+D para impulsar la productividad y afrontar los efectos del "ajuste suave de la economía".

El comisario de Asuntos Económicos, Joaquín Almunia, recordó que la CE ya ha pedido en otras ocasiones a España medidas similares. En este sentido, resaltó que, según las proyecciones realizadas por Bruselas, el impacto del envejecimiento poblacional será "muy importante" a partir de la década de los años 20 de este siglo y sobre todo a partir de los años 30 y 40 si no se adoptan medidas, que, a su juicio, pasan por aumentar el ahorro público y el nivel de empleo. En estos dos campos, España es "uno de los mejores ejemplos de la UE".

Las recomendaciones aparecen en la evaluación realizada por la Comisión del Programa de Estabilidad de España para el periodo 2007-2010. En ella se señala que la posición presupuestaria española es "sólida" gracias al superávit -que en 2007 superó el 2 por ciento y para 2008 y los años siguientes está previsto que se desacelere hasta al 1,2 por ciento-, y a la reducción de la deuda.

Almunia felicitó a España por "mantener objetivos ambiciosos pese a la ralentización del crecimiento" y aseguró, además, que "los elevados superávits presupuestarios y el bajo nivel de endeudamiento ofrecen un margen de seguridad frente al posible descenso de los ingresos tributarios por el actual ajuste del sector inmobiliario".

No obstante, ante esta ralentización del sector inmobiliario, la Comisión alerta también del riesgo de reducir la recaudación de impuestos. Así, la CE alerta a España de que, en el actual contexto de ralentización, ese tipo de medidas pueden poner en serio riesgo el equilibrio presupuestario. El mensaje llega en plena batalla de ofertas electorales de PSOE y PP a semanas del 9-M.

Años 30

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios