Biogás: solución a los residuos

  • La empresa malagueña Bioazul, junto con entidades y centros de investigación europeos, ha diseñado un proyecto que convierte los desechos en energía limpia

Los españoles aumentaron en 2007 un 1,8% su emisión de gases de efecto invernadero con respecto al año anterior. A pesar de ello, en España existen empresas afanadas en mejorar la situación del país en este ámbito. Es el caso de Bioazul, una compañía hispano-germana con sede en Málaga que ha encontrado un filón en el creciente interés de la sociedad por el medio ambiente, área en la que desempeñan la labor de consultoría de I +D+I y comercialización de productos innovadores. En este campo, gestiona y coordina proyectos financiados por la Comisión Europea.

Agrobiogáses uno de ellos. Está dedicado a "facilitarle al pequeño y mediano agricultor una solución con la que eliminar los residuos producidos de la forma más ecológica posible", explica Pilar Zapata, encargada de gestionar los proyectos de la empresa malagueña.

La agricultura genera al año, sólo en la UE, unos 700 millones de toneladas de desechos que se destruyen, por lo general, a través de tratamientos que, aunque son baratos, no siempre son "los más adecuados para el medio ambiente (combustión, enterramiento, etcétera)", prosigue Zapata.

La propuesta en la que participa Bioazul, junto con otras empresas, centros de investigación y asociaciones de otros países europeos como Dinamarca, Francia o Grecia, consiste en la instalación de centrales "domésticas" de producción de biogás mediante digestión anaeróbica adaptadas a las necesidades y el nivel de desperdicios generados por cada productor.

Con esta finalidad, los integrantes de este consorcio han elaborado una base de datos a nivel europeo con los mejores substratos para la digestión anaeróbica. Esta herramienta informática sirve para confirmar la mezcla de substratos más conveniente para cada planta productora de gas biológico. De esta manera, se crean instalaciones a medida, en función de los tipos de cultivos de cada granja y las condiciones climatológicas que la rodean. En definitiva, se trata de una guía para hacer un sistema accesible a agricultores y ganaderos de todo el continente y para favorecer su máximo aprovechamiento.

Este sencillo procedimiento le otorga a los usuarios la posibilidad de reutilizar la energía producida para su propio abastecimiento -transformada en energía eléctrica o calor- o su posterior venta, "generándoles una rentabilidad tanto ecológica como económica".

La meta de los creadores de Agrobiogáses mejorar la calidad de vida de los agricultores abriéndoles las puertas del emergente mercado de las energías renovables. Esta alternativa los acercará a una nueva fuente de ingresos estable y a futuras subvenciones para la producción de este tipo de energías. Asimismo, los beneficios económicos del biogás generado aumentarán a medida que crece la independencia del sector con respecto al mercado de la alimentación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios