Ambiente

Noche de risas y llantos

  • El Falla vive una noche de gran ambiente con presencia de futbolistas como Joaquín o Diego Tristán

El futbolista portuense Joaquín, ayer en el Falla El futbolista portuense Joaquín, ayer en el Falla

El futbolista portuense Joaquín, ayer en el Falla / Manuel Esteves

Noche de enorme ambiente en la que se palpaba lo que llegaría al final:las risas y los llantos. Pero antes de que se cortase el bacalao, era cuestión de disfrutar de las últimas coplas de semifinales. Y los buenos ratos son innegociables. Como la ola en el gallinero. Fiesta por todo lo alto.

¿Dónde escuchamos el pase? La gran pregunta de la gran noche de nervios. ‘Los zincalé’ tenían previsto hacerlo en el bar La Penúltima, lugar en el que se habían vestido y cambiado. Tino Tovar, presente para apoyar al coro al que le hace la música, ‘Tiempos modernos’, iba a estar con los suyos, los de ‘Tic-Tac’, en la peña Los Juancojones para sufrir ‘En la ciudad de Cádiz’. “Es la primera vez que vengo con el coro y he disfrutado muchísimo. Me he metido con la orquesta cuando estaba afinando y ha sido mágico. Este grupo tiene un ambiente especial. Ha sido para mí una experiencia nueva y única”, señalaba el autor.

En el escenario se desenvolvían con muchas tablas los pequeños de ‘La chirigota de la ilusión’, primer premio de infantiles. Una vez más el público respondió a la cantera. ¡Chirigota, chirigota! gritó al final de la actuación.

Uno de los grandes momentos de la noche llegó con el segundo pasodoble de ‘Los zincalé’. El grupo se lo dedicó a su director, Faly Mosquera, que no tenía ni idea de la existencia del mismo. La sorpresa se maquinó en secreto. Lo contaba uno de los componentes, Carlos Benot: “Hemos ensayado la letra acudiendo al local una hora antes de la hora estipulada. Diez minutos antes de la hora nos bajábamos a la calle para que Faly no sospechara. Hemos tenido que hacer un grupo de guasap aparte para ponernos de acuerdo”. Y el Falla rendido al patriarca, leyenda viva del Carnaval de Cádiz.

Fue una sesión futbolera. En el Falla se encontraba el ex jugador del Deportivo y el Cádiz, entre otros equipos, Diego Tristán. Y en el palco 4, donde también se encontraba el cadista José Mari, estaba Joaquín, el futbolista portuense del Betis. Asediado por numerosos medios los atendió con gran amabilidad después de disfrutar de la chirigota del Cascana y su pique Sevilla-Cádiz entre el peaje. “Yo esa autopista me la he recorrido 2.800 veces. La chirigota ha estado de categoría y he pasado un buen rato”, dijo el bético. Reconoció que es ahora cuando se está aficionando más al Carnaval. “Como aficionado al humor, soy más de chirigotas”, afirmó. Y fantaseó con actuar algún día en el Falla. “Soy capaz, pero canto muy malamente”, aclaró. La noche avanzaba y se prometía felices para unos y no tanto para otros. Como es costumbre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios