Adiós a las bullas

  • El centro de la ciudad vive una jornada atípica con mucho menos público que aprovechó para escuchar sin empujones

  • Numerosas agrupaciones ilegales y coros no faltaron a la cita

Escuchar de cerca a las agrupaciones más punteras de la calle fue ayer posible. El centro de la ciudad presentaba una imagen atípica. Se podía llegar sin apenas tropiezos desde la Catedral a la plaza de las Flores, subir hasta Sagasta, bajar a la Torre Tavira y Candelaria y llegar de ahí hasta la plaza de Mina. La batalla de coplas que desplazó a las agrupaciones finalistas del COAC hasta el Paseo Marítimo dejó el casco antiguo con mucho menos público de lo habitual y la estampa no parecía la de un día festivo de Carnaval. "Es rato esto", decía un chirigotero. Eso sí, los que eligieron perderse por sus calles disfrutaron de las numerosas chirigotas ilegales y romanceros que no faltaron un día más a su cita sin las bullas de las jornadas precedentes y, ya por la tarde, de los tangos de los carruseles que ayer fueron vespertinos.

Sólo hacía falta pasar a las tres de la tarde por la Plaza de la Catedral para notar la diferencia de asistencia con respecto al domingo o el propio lunes. Pero en sus escaleras ya se cantaban coplas y la chirigota de los Molina, 'Pa religión, la mía', cogía fuerzas para empezar también a hacerlo. Cerca, en el barrio del Pópulo, que celebraba una fiesta infantil, el cuarteto 'Qué guay, qué diver, ser fan de Jastin Biber' agrupaba al poco público que aún se movía por la zona con sus cuplés.

Al otro lado del casco antiguo, en el barrio del Mentidero, su plaza principal se llenaba para disfrutar de las agrupaciones que participaban en el festival solidario destinado a la Asociación Gaditana contra el Cáncer de Mama (Agamama), donde numerosos grupos del COAC alzaban sus voces por la causa. 'Los peregrinos', 'Los Indiana Jones de los callejones', 'Esta chirigota, cae bien' o 'Los camballá' fueron algunos de los participantes en esta gala que cumplía su segunda edición.

Mientras, en los rincones habituales por donde se pierden las callejeras seguían sonando las coplas para unos pocos. "Qué a gusto se está", decía uno de los oyentes del romancero de 'Un par de caracuras' en la calle Solano. A lo largo de la jornada quien se acercó por la zona de San Lorenzo-Sagasta tuvo la suerte de escuchar con tranquilidad a 'Las cabras payoyas', la antología de 'Cadiwoman' o el romancero ' Los cincuentunos', que sobre las seis de la tarde hacía reír a los aficionados. Cerquita, por Hospital de Mujeres, también había carcajadas con unos chirigoteros desactivadores de explosivos que criticaban con arte a todos los partidos políticos en su popurrí y cantaban un estribillo que decía "ahí, ay, ahí... ¿dónde pongo la h?".

Y por más esquinas se pudo ver a 'Los que te cogen por detrás', de radares de tráfico; 'Los homo erectus', una chirigota de princesas rosas; 'Catastrophic frikis band' o 'Los pequeños dictadores', que se repartían desde Hospital de Mujeres a Compañía, pasando por la plaza de Abastos. O en el Palillero 'Las brujas putis' y 'Los cara-anchoas'. También había oficiales como 'Los de lado oscuro' o 'Érase una vez la viña'. Extraña imagen presentaba la Torre Tavira, lugar habitual donde incluso hay cola para cantar, vacío a eso de las seis y media de la tarde. Tampoco esperaba nadie en la escalerilla de Correos.

Pero los tangos empezaban a sonar sobre esa hora para que el día no muriera. Los alrededores del mercado presentaban un buen aspecto mientras 'El Vapor del Sur' entonaba sus tangos. En el carrusel de la plaza se movían los coros juveniles, 'Las atrevidas', 'La torre del reloj', 'Los que mueren por salir con el gordo' o 'A toda máquina'.

Otros dos recorridos, por el Mentidero y desde la Plaza de Mina, completaban los carruseles con 'Un Cádiz de maravilla', 'La dinastía', 'Los grasiosos' o 'El batallón Fletilla' en sus bateas, entre otros. 'Arría la carná', luciendo una bandera de la comunidad autónoma, entraba en la Plaza de Mina entonando en el himno andaluz para celebrar el Día de Andalucía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios