La victoria de la Balona no ata la fase de ascenso

Fiel a lo que ya es una tradición en toda regla la Balona aplaza un año más hasta la última jornada su clasificación para la fase de ascenso. Esa angustia de la semana final de la fase regular es parte indivisa ya de la condición de balono. Los albinegros cumplieron, pero el resto de los marcadores deja abierta la puerta a un triple empate con Villanueva y Pozoblanco que condenaría a los de Baby. Tan poco probable como todas las cosas improbables que se han dado a lo largo de la historia en el fútbol. Los linenses cumplieron con el papel que tenían asignado venciendo a un Ayamonte insípido durante la primera mitad y que metió el corazón en un puño a la grada en el último suspiro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios