"No nos va a afectar el ambiente del Carranza"

  • Abel Buades, que será baja por lesión, cree que el punto es bueno para ellos

Comentarios 4

El Cádiz se va a tener que jugar la vida contra uno de los equipos más en forma del campeonato. Se trata del Nástic de Tarragona, que lleva siete semanas sin perder. Tras caer en casa contra el Numancia en la jornada 31ª, ha sido capaz de empatar en Gijón (3-3) y en San Sebastián (0-0), además de vencer a equipos como el Málaga (1-2), al Celta (2-1) o al Sevilla Atlético (1-0). Son números que contrastan con los del Cádiz, que lleva un mes sin ganar, habiendo encajada tres derrotas en sus cuatro últimas comparecencias. Menos mal que sólo son estadísticas.

En el Nástic juega Abel Buades, un futbolista que pasó por el Cádiz la campaña anterior sin llegar a cuajar y que se va a perder lo que queda de campaña por una lesión de tobillo. Está previsto que hoy sea operado por el doctor Cugat, pero ayer atendió a este periódico para analizar cómo llega su equipo al trascendental partido del Carranza. "Nosotros iremos con la intención de sacar los tres puntos, pero sabemos que un empate quizá no sea malo. Para el Cádiz, sin embargo, el único resultado posible es la victoria. Lo que nos diferencia en estos momentos es que nosotros vamos de menos a más y el Cádiz está en una dinámica negativa. Yo espero que los dos equipos nos mantengamos, pero el que pierda el domingo puede salir muy tocado", aventura.

La mejoría de su equipo se centra, según el centrocampista, en que "el entrenador ha conseguido que seamos un equipo más fuerte en el plano defensivo. Antes nos hacían muchos goles y ahora estamos mucho mejor en ese apartado. Así es más fácil que aparezca la calidad de la gente de arriba y el entrenador sabe que siempre vamos a tener alguna oportunidad para marcar por nuestra forma de jugar".

En La Rosaleda demostró hace dos jornadas que, además de ganar, es capaz de hacer un buen fútbol. Aunque Buades cree que eso no ha faltado durante la temporada: "Ha habido muchos partidos en los que hemos jugado bien, pero o fallábamos en el remate o en la defensa. Ahora hemos alcanzado una madurez que no teníamos y, además, la gente que sale desde el banquillo está sumando mucho. El domingo contra el Sevilla Atlético jugaron varios no habituales y no se resintió el equipo".

El medio centro ve al Poli Ejido, al Albacete y al Granada 74 con pocas posibilidades de salir de ahí, aunque teme que "el Celta va ahora a Motril ya salvado después de ganar al Cádiz y en ese campo tan desagradable lo va a pasar mal". También ve al Alavés con un calendario complicado, pero sobre todo confía en su equipo y está convencido de que el ambiente del Carranza no afectará a sus compañeros: "Un ambientazo como los que suele haber en el Carranza puede afectar a equipos menos expertos, pero nosotros tenemos jugadores que han estado en Primera y que se saben abstraer de eso. Donde mejor hemos estado ha sido en los campos complicados de Segunda, aunque a cualquiera le gustaría tener una afición como la del Cádiz".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios