Fútbol l Segunda División A

Un retraso preocupante

  • La grada de Fondo Norte tendría que haber estado terminada el 20 de noviembre

Comentarios 3

Va para dos meses de retraso en las obras de Fondo Norte. La grada del estadio Ramón de Carranza sigue acumulando una demora importante con respecto a las fechas previstas. El 20 de noviembre tendría que haber finalizado la obra del graderío y el ritmo va mucho más lento de lo esperado, con el consiguiente perjuicio para el club amarillo. Ya se advertía de esta circunstancia en este periódico a finales del mes de junio y la cosa sigue más o menos igual porque el retardo es considerable.

El 26 de enero se colocó la primera piedra y se anunció que la construcción había sido adjudicada a Fomento de Construcciones y Contratas (FCC). El plazo estimado de ejecución era de 14 meses, aunque bien es cierto que el acta de replanteo no se hizo hasta el 20 de febrero. La obra de la grada debería haber concluido en el mes de noviembre, pero la realidad es que le quedan al menos dos o tres meses más.

No se puede achacar esta circunstancia al cambio de presidencia en el club porque, teóricamente, el Ayuntamiento ha estado haciendo gestiones en los últimos meses para que los diferencias entre Arturo Baldasano y Antonio Muñoz no repercutieran de ningún modo en el desarrollo de la construcción. En su momento se habló de que serían necesarios tres turnos para apremiar los trabajos, pero fuentes de la empresa constructora aseguran que esto no ha sido posible para no ir en contra de las condiciones y normativas medioambientales, ya que supondría molestar a los vecinos de La Laguna en horas intempestivas.

Desde el club cadista se evita realizar declaraciones al respecto, pero es evidente que la entidad amarilla se está viendo perjudicada por este motivo. Recientemente se amplió la grada supletoria para disponer de un mayor aforo en esa parcela del campo y, con la buena marcha del equipo en las últimas jornadas, serían necesarios más asientos para acoger a los aficionados. Ya en el inicio de la temporada supuso un serio problema reubicar en otras zonas del Carranza a los abonados de Fondo Norte que no podían disfrutar de su localidad.

La obra completa de esta grada debería estar finalizada en el próximo mes de abril, pero también parece bastante improbable que se cumpla. Por todo ello, cabe esperar que en las próximas semanas se incremente el ritmo de trabajo, ya que se desconocen los motivos por los que las obras se encuentran tan atrasadas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios