Balonmano

Sin opciones ante Francia

La selección española de balonmano apareció ayer empequeñecida, sobre todo en ataque, ante el vigor y la fortaleza de Francia, así que se jugará el pase a cuartos de final del torneo olímpico mañana ante Brasil.

Comenzó siendo el partido de las defensas. Habían pasado más de cuatro minutos y nadie encontraba el camino de la portería. Dos exclusiones absurdas de los españoles, y la consiguiente superioridad numérica de Francia, abrieron paso a los goles, pero eran de los franceses que se pusieron 6-2, con España defensivamente floja y encajando contraataques, dos de ellos sin guardameta.

Esa maniobra de Pastor de poner a un jugador la camiseta de portero cuando el equipo está con uno menos tuvo connotaciones suicidas. No es sólo que los galos jugaran bien, que también, sino que España ni tenía las ideas claras ni sabía qué hacer para frenar a un rival sin Jerome Fernández y en que su mejor jugador, Karabatic, tardó en calentarse.

La segunda parte fue más de lo mismo. Los franceses, más regulares, administraron su ventaja con cierta suficiencia, aunque España mejoró atrás.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios