Fútbol l Segunda División A

Con la calculadora en la mano en el banquillo

  • El Cádiz se salva en el 64,19% de los casos y baja en el 35,80%, sin influirle para nada el resultado del Córdoba

Con la calculadora en la mano. Así estará alguien en el banquillo del Cádiz para comprobar en el transcurso del encuentro contra el Hércules qué marcador hace falta para lograr la permanencia en la categoría de plata. En el minuto cero, sólo el triunfo garantiza la salvación pues con el empate o la derrota se pasaría a depender de otros resultados.

A la vista de la actual clasificación son cinco los partidos que pueden tener influencia en la suerte del conjunto cadista, aunque un estudio más profundo sirve para comprobar que un par de ellos no son decisivos para saber si el conjunto entrenado por Julián Rubio baja o no a Segunda División B. Se trata del Sevilla Atlético-Granada'74 y el Real Sociedad-Córdoba. Si el Cádiz pierde, los granadinos, ya descendidos matemáticamente, pueden igualarlo a 48 puntos pero sin que varíe en ninguno de los casos la plaza a ocupar por los amarillos. En cuanto al Córdoba, si cae en San Sebastián puede acabar con los mismos 49 puntos que el Cádiz si este iguala en Alicante, pero también ocurre que su entrada en los factibles empates a puntos no implica beneficio ni perjuicio para el cuadro gaditano ya que el Cádiz es primero en todos los empates en los que no participan los cordobeses y segundo en la totalidad de los que sí cuentan con el conjunto verdiblanco.

Así las cosas, las teóricas 2.187 combinaciones de resultados existentes para el descenso a falta de la última jornada se simplificarían hasta quedarse en 243. De ellas, 156 (64,19%) propiciarían la salvación cadista mientras las restantes 87 (35,80%) darían con los huesos de la escuadra amarilla en el tan temido pozo de la división de bronce.

La tabla que aparece sobre esta información es una especie de guía para saber qué debe pasar para que el Cádiz descienda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios