fútbol sala copa de europa femenina

Una Tacita de Plata dorada en Holanda

  • El Navalcarnero revalida título con la gaditana Amelia en sus filas

Amelia, la primera a la izquierda, celebra el título junto a los demás integrantes del equipo madrileño. Amelia, la primera a la izquierda, celebra el título junto a los demás integrantes del equipo madrileño.

Amelia, la primera a la izquierda, celebra el título junto a los demás integrantes del equipo madrileño. / acfsf

Siempre se ha dicho que Cádiz y su provincia son un auténtico semillero de grandes jugadores de fútbol sala. Y el último exponente de esta afirmación es ni más ni menos que un título continental. En efecto, la gaditana Amelia ha conquistado en las filas del Navalcarnero la Copa de Europa femenina, el European Women's Futsal Tournament, después de imponerse en la gran final, celebrada en la localidad holandesa de Dratchen, al SL Benfica de Portugal por un merecido 5-2.

Las madrileñas revalidan así el título que cosecharan el curso pasado ante el Montesilvano de Italia. Las rojiblancas conseguían plantarse en la gran final tras una fase de grupos inmaculada donde superaban al conjunto ucraniano del Inter Media Service y al combinado ruso del Mospolytech. Por su parte, el combinado luso se mostraba también intratable en la fase de grupos donde goleaba al Olympus de Roma y al anfitrión VV Dratchster Boys holandés.

En la gran final el cuadro madrileño conseguía una renta de 2-0 en la primera parte, con goles de Leti y María Sanz, dominando el partido ante un conjunto portugués sin tino en labores ofensivas. En la segunda mitad, Leti, con dos nuevos tantos, ponía la final cuesta arriba para las portuguesas quiénes con el juego de cinco conseguían recortar distancias, hasta que Ju Delgado le ponía la puntilla a la victoria con un gol desde cancha propia a puerta vacía.

En la lucha por la tercera plaza, el Olympus Roma se impuso por el mismo marcador, 5-2, al Mospolytech, mientras que, por su parte, el Inter Media Service se hacía con la quinta posición tras superar al anfitrión, el VV Dratchster Boys por 2-1.

Pese a que en el encuentro final de lucha por el título no marcó ningún gol, la aportación de la gaditana Amelia se antoja fundamental en el Navalcarnero, no en vano está considerada en la actualidad como la segunda mejor jugadora del mundo.

La ex del Cádiz FS, de hecho, saltó a la pista en el cinco inicial del equipo dirigido por Andrés Sanz y volvió a ser una pieza destacada en el engranaje del conjunto de Madrid, que supo alternar minutos de buen juego con otros en los que acaparó el protagonismo el trabajo serio en labores defensivas para adjudicarse finalmente su segundo entorchado continental de forma consecutiva.

El éxito rubrica al Navalcarnero como referencia del fútbol sala femenino nacional e instala a la gaditana Amelia de forma definitiva en la élite de un deporte que en Cádiz y su provincia se vive con pasión y el condicionante, siempre presente, de las limitaciones económicas de los clubes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios