Fútbol l Tercera División

El San Fernando despide el año en Pozoblanco con serias bajas

  • Los isleños buscan vencer a un rival directo para empezar 2008 con garantías

Comentarios 1

El San Fernando afronta hoy el que será el último encuentro de este presente año y lo hará ante un rival directo implicado en los puestos altos de la tabla clasificatoria, el Pozoblanco.

El cuadro isleño quiere finalizar la temporada con una victoria y con ello distanciar lo máximo posible al cuarto clasificado, lo que le permitirá comenzar el 2008 con serias garantías de estar entre los cuatro primeros clasificados al finalizar la temporada regular. Muy mermado de efectivos afronta el partido. Hasta cuatro jugadores del equipo teóricamente titular no estarán disponibles: Iván Guerrero, sancionado, Reque, lesionado Wicha, que además de estar castigado federativamente se está recuperando de sus problemas en la parte anterior del muslo, y Javi Casares, que continua con sus problemas en la planta del pie derecho.

Además de esta cuatro bajas, el equipo isleño tiene serias dudas para plantear el once inicial. Y es que en el día de ayer dos jugadores, Porto y Sergio Berro, se personaron en la sesión preparatoria que cerraba la semana con un inicio de un proceso gripal que podría dejarlos fuera del equipo titular. Igualmente Javi Muñoz viajó ayer hasta Cádiz para quitarse el yeso que le recubría la mano derecha y, de esta forma, estar disponible para Iriondo. Por este motivo, el técnico azulino ha citado para viajar hasta tierras cordobesas a diecisiete jugadores.

El técnico del equipo isleño, Antonio Iriondo, manifestaba del choque que "es un partido complicado para finalizar el año y sabemos que es un rival que está donde está por méritos propios, pero el San Fernando ya ha demostrado que es capaz de doblegar a cualquier rival que se le ponga enfrente y, por este motivo, viajamos con las mayores de las ilusiones de finalizar el año con una nueva victoria". "De todas maneras tenemos muchos problemas para afrontar el choque con garantías porque son muchos los jugadores que no están al cien por cien, aún así vamos a Pozoblanco con la clara intención de conseguir un resultado positivo", sentenciaba ayer el técnico isleño al finalizar la sesión preparatoria que tuvo lugar en las pistas de césped sintético de Bahía Sur bajo un tremendo aguacero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios