Entre Raúl García y Kepa

Raúl García celebra con rabia uno de sus goles. Raúl García celebra con rabia uno de sus goles.

Raúl García celebra con rabia uno de sus goles. / javier zorrilla / efe

El Athletic de Bilbao recompuso la figura después de sus decepcionantes partidos de Liga, ante el Sevilla, y de Liga Europa ante el Olympique de Marsella, y superó anoche al Leganés por 2-0 en un partido de juego bastante mediocre por parte y parte, que se resolvió con un doblete de Raúl García y algunas paradas de mérito de Kepa, sin duda el jugador más regular del equipo rojiblanco esta temporada.

El conjunto local resolvió el duelo en el primer tramo de encuentro. A los 10 minutos, Raúl García aprovechó una pésima salida de Pichu Cuéllar para cabecear y adelantar al Athletic y el mismo futbolista amplió su cuenta siete minutos después tras un error defensivo de los visitantes. Cazó un rechace corto de un defensor pepinero para soltar un latigazo ajustado al palo derecho de Cuéllar, que poco pudo hacer en esta ocasión.

El resto del choque quedó para el portero vasco Kepa, quien paró todos los intentos del Leganés con varias intervenciones de brillo. Sobre todo, dos prodigiosas: una al despejar un cabezazo hacia su propia portería de Iñigo Martínez en una jugada a balón parado, y la segunda, al repeler un disparo cercano de puntera de Amrabat en una diagonal por la izquierda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios