cádiz c.f.

Ni Pablo Álvarez... ni Nieto

  • El jugador del Deportivo responde al Cádiz que se decanta por la opción de jugar en Primera con el Racing y el madridista se complica porque ahora el club blanco no quiere desprenderse de él

El Cádiz está apuntando alto en su deseo de reforzar la plantilla en el mes de enero y eso conlleva decepciones y dificultades. Ayer se llevó un palo el club cadista cuando conoció que Pablo Álvarez respondía negativamente a la propuesta amarilla porque quiere seguir esperando para jugar en Primera. Está cerca de llegar a un acuerdo con el Racing de Santander, que ha pedido su cesión por la buena relación que mantiene el jugador con Marcelino, al que tuvo como técnico en el Sporting de Gijón.

Ahora el Cádiz se ve en la obligación de buscar alternativas y la primera de ellas es la de Nieto. En cuanto a calidad, el jugador del Real Madrid Castilla puede ser incluso más completo que el futbolista del Deportivo, pero inicialmente Calderón prefería al ovetense. En cualquier caso, tampoco va a ser sencillo lograr la llegada de Nieto porque, aunque en un principio el Real Madrid parecía dispuesto a estudiar al menos su préstamo, los buenos resultados que viene cosechando en las últimas jornadas y la posición del filial en la tabla hacen que no se quiera desprender de uno de sus valores más importantes.

Para liar aún más la madeja, Nieto termina contrato con el club blanco el próximo 30 de junio y se encuentra en negociaciones para renovar. Su futuro no está nada claro y eso complica lo que pueda acontecer en el mercado de enero. El futbolista atendía ayer a este periódico y no se atrevía a asegurar lo que puede pasar en las próximas semanas. "No me han comentado nada directamente sobre el interés del Cádiz, pero sé que algo hay. Ahora es un momento delicado porque estoy negociando mi renovación y sé que hay clubes de Primera que también están interesados en mí. Por el momento no me he planteado nada en concreto", afirmaba inicialmente.

Sobre la posibilidad de jugar en Segunda, afirma que "es algo que tengo que hablar con mi representante porque lo mismo me viene bien jugar estos meses en el Cádiz antes que hacerlo en Segunda B. Pero también es verdad que me debo a mi equipo y para el Real Madrid es muy importante que el filial consiga el ascenso al final de la temporada. No sé qué puede pasar cuando los clubes empiecen a hablar, pero lo veo todo muy complicado".

Ayer se vivía un día de pesimismo en el club cadista porque los primeros nombres de la lista confeccionada por José Manuel Barla, el secretario técnico del club, se alejan. De todas formas, hay más opciones y desde hace varios días se viene comentando que ha llegado el ofrecimiento de Cuéllar, futbolista del Athletic, que no está entrando en los planes de Joaquín Caparrós. Inicialmente no estaba entre los preferidos por los técnicos, pero las circunstancias están provocando que gane opciones según van pasando los días.

Para la delantera, el club sigue tras los pasos de Congo, pero también se topa con la negativa inicial del Recreativo. En este caso, el club tendrá que armarse de paciencia y esperar hasta finales de enero, cuando concluye el plazo de inscripciones. Habrá que convencer al club onubense e incluso al propio jugador, aunque el colombiano ve con buenos ojos el hecho de jugar en un club con aspiraciones de Segunda A.

En días pasados, el club amarillo estuvo muy cerca de comprometerse con un delantero brasileño, pero la operación ha quedado paralizada porque, como sucede en el caso de otros futbolistas a los que está siguiendo, prefiere esperar unos días por si le sale la posibilidad de acabar en un Primera. Mientras, Vélez tampoco está sencillo porque Caparrós se decanta por el Córdoba para su cesión y el Athletic tiene un compromiso con el Éibar. Hay problemas para fichar, pero queda el consuelo de que el equipo sí funciona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios