primera división femenina

Las de Oliva sólo ceden en Guadalcacín en la recta final

Emma intenta interceptar el avance de una jugadora local. Emma intenta interceptar el avance de una jugadora local.

Emma intenta interceptar el avance de una jugadora local. / manuel aranda

El Guadalcacín se llevó el derbi ante el Cádiz y dio un paso de gigante para lograr la permanencia en la categoría, que ya roza con la yema de los dedos. El derbi fue muy intenso, con un equipo local que salió excesivamente responsabilizado y un Cádiz FS que salvo en las áreas no fue inferior a su adversario. Dejó una grata sensación el equipo de Kiko Oliva, que sin embargo sigue sin conocer la victoria esta temporada después de 23 jornadas disputadas.

El partido comenzó loco, con un Guadalcacín ansioso y cometiendo errores tanto en ataque como en defensa y un Cádiz que tenía en Noe y Elena a sus mejores jugadoras.

A partir del 1-0, el Cádiz pasó a dominar la situación, adelantó su presión y tuvo ocasiones para empatar, todas desbaratadas por Cari. La segunda mitad comenzó con un ritmo más bajo pero a los tres minutos se establecía la igualada. Le duró poco la alegría al Cádiz porque un minuto después Elena cometía un inocente penalti que ejecutaba Trini. Tras el 3-1 de Lorena, el Cádiz pasó a jugar de cinco y acortaba distancias enseguida por medio de Ana.

Pero el partido se acabó a dos minutos del final cuando Elena cometía la sexta falta y el doble penalti lo lanzaba Trini.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios