Última hora Cerca de un centenar de personas, atrapadas en el puerto de Cádiz por la avería de un barco con destino a Canarias

Atletismo

¿Dónde está Liu Xiang?

  • El corredor chino de 110 vallas se refugia en un lugar secreto a la espera de luchar por el oro en su propio país

¿Dónde está Liu Xiang? La mayor esperanza olímpica de China refulge en numerosos anuncios publicitarios en las calles de Pekín y aparece en los titulares de los medios de todo el mundo, pero está recluido en un lugar secreto.

"Me retiré anticipadamente", escribió en broma el velocista y vencedor olímpico de Atenas 2004 en su página web china. Nunca la expectativa y la presión fueron tan grandes para un deportista: 1.300 millones de chinos quieren ver triunfar al mayor héroe deportivo de su país.

El hombre de 25 años, oriundo de Shanghai, lleva semanas recluido en un lugar que la prensa desconoce, no se presenta en ninguna carrera desde finales de junio y centra su existencia exclusivamente en el "día de los días".

"Agradezco a todos los que me apoyaron. Nos veremos en Pekín 2008, donde les voy a mostrar un Liu fantástico", es el breve saludo que el chino ofrece al mundo desde su página web en inglés.

El entrenador de Liu Xiang, Sun Haiping, ya no oculta que su pupilo fue golpeado en los preparativos a los Juegos Olímpicos. "Creo sin embargo que todos los problemas podrán solucionarse antes de la carrera", opinó.

"Liu Xiang entrena con total normalidad, ya prácticamente está en su mejor forma", agregó, sin explayarse más sobre el régimen de trabajos forzados a que somete al deportista.

El periódico China Daily informó que el ex plusmarquista "vive en Pekín como un monje". Para él lo único que existe es el entrenamiento.

Su equipo de preparadores físicos controla estrictamente su dieta y tachó de su menú la carne de cerdo, entre otras cosas. Todos los alimentos se someten a estrictos controles de sustancias prohibidas. "Mientras tanto, en Shanghai, su madre se preocupa por su niño, porque en su opinión entrena demasiado", según sostiene el diario.

"Todos mis días los pasé en la pista, excepto los sábados que son mi día libre. Así van pasando las semanas", describió Liu Xiang su yerma cotidianeidad, ya antes del inicio de la temporada el 10 de mayo, en el Gran Premio de Osaka.

Después se le vio sólo en el ensayo general de los Juegos Olímpicos el 23 de mayo en el estadio nacional de Pekín: sin grandes rivales, ganó con unos modestos 13,18 segundos los 110 metros vallas.

Tras lo cual el ex campeón mundial abandonó la escena y dejó el campo libre a su rival Dayron Robles: el cubano viene corriendo con gran solvencia y con los 12,87 segundos que logró en Ostrau, República Checa, le quitó al chino la plusmarca. "Robles es el más joven y el más fuerte de todos los competidores", reconoció Liu Xiang.

El 18 de agosto, el héroe deportivo de China, que con ingresos anuales por publicidad de aproximadamente cinco millones de euros es el atleta mejor pagado del mundo, se mostrará por fin en la carrera de los 110 metros vallas.

El 21 de agosto, 91.000 espectadores aullarán para verlo ganar en el Nido de Pájaro. "Habrá un poco de presión", reconoció el corredor, "pero tendré la ventaja de jugar de local", añadió sobre su participación en los Juegos.

En Sydney 2000, Cathy Freeman, la entonces mayor esperanza australiana, se quedó tirada en la pista durante varios minutos tras vencer en la prueba de los 400 metros. No podía festejar, no podía reír ni llorar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios