Enrique espera una guerra psicológica en La Rosaleda

  • "Ganará quien sea más fuerte mentalmente", afirma el extremeño, que puede ser titular

Todo apunta a que será titular mañana, pero Enrique no se relaja. Dice que no está nada claro y, por encima de todo, espera que su equipo se vuelva de La Rosaleda con los tres puntos, con él o sin él dentro del campo. "Ahora mismo los intereses personales son lo de menos. Lo único que importa es sacar un buen resultado y que nos acerquemos a nuestro objetivo", señala.

El extremeño tiene claro que "el míster sabe que no dispone de mucho tiempo para trabajar e intentará imponer su estilo, aunque modificando lo menos posible lo que había para no crear confusión. Estamos trabajando algunos conceptos nuevos que nos pueden ayudar a mejorar los resultados".

La llegada de Julián Rubio ha provocado que todos los jugadores de la plantilla hayan visto multiplicadas sus opciones de tener protagonismo. "Todo el mundo sabe que cuando llega un nuevo entrenador, todos los futbolistas partimos de cero y queremos hacernos un hueco en el equipo. Todos estamos trabajando para convencerle y eso es bueno para el rendimiento general", dice Enrique al respecto.

El extremeño sabe que el Málaga también arrastra problemas y espera que el Cádiz sea capaz de aprovecharse de ello. Considera que ganará el que sea más fuerte mentalmente y desea que no se repitan situaciones como la de Vigo, donde el equipo amarillo salió goleado: "Tanto ellos como nosotros tenemos urgencias. Es el último partido de la jornada y se puede dar la circunstancia de que el Málaga esté fuera del ascenso cuando empiece el partido y que nosotros estemos en puesto de descenso. El que sea más fuerte mentalmente saldrá ganando. No nos debe pasar como en Vigo, donde teníamos el partido controlado y al final perdimos por cometer dos errores en el primer tiempo. Vamos concienciados y con el deseo de llegar lo antes posible a los 50 puntos, que es una cifra que nos puede garantizar la permanencia".

En cualquier caso, el jugador cadista cree que el Cádiz no debe estar pendiente más que de su propia actuación: "Todo pasa por lo que hagamos nosotros. Es una jornada con enfrentamientos directos, pero si hacemos bien el trabajo, saldremos adelante".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios